El software que se incluye en el Tesla Model 3 es bastante completo, pero no está al mismo nivel que el ofrecido en modelos superiores de la compañía. Poco a poco se van recortando distancias con los modelos superiores gracias a la llegada de actualizaciones. Pues bien, una nueva incluye novedades que son muy importantes.

Una de las de nuevas opciones que llegan al Tesla Model 3 es la posibilidad de dar uso a redes WiFi con el coche eléctrico de la firma dirigida por Elon Musk. Hasta la fecha las actualizaciones en este coche se realizaban mediante el uso de conectividad 4G (o LTE). Evidentemente esto es positivo debido a que en cualquier sitio en el que se esté es posible acceder a nuevos firmware, pero si el tamaño de los archivos es grande el coste en datos es elevado -y, además, la velocidad no siempre es la mejor posible-. Ahora, si se está cerca de casa es posible dar uso a las redes inalámbricas de los hogares para optimizar este proceso. Y, esto, a nuestro juicio son excelentes noticias por parte de Tesla.

Otras novedades que llegan al Tesla Model 3

Pues no sólo indicado es lo que consigue el mencionado coche con la llegada de la actualización, que en nuestras opinión es una novedad bastante importante. Adicionalmente a lo que hemos indicado se ha incluido una herramienta de control de calor en la cabina de los Tesla Model 3 que ya era una opción en los Model X (por poner un ejemplo). Ahora, se tiene un control por defecto que vita que no existan más de 40,5 grados en ningún momento, lo que es un buen detalle ahora que estamos en verano -y asegura una vida en el interior del coche mucho más cómoda-.

Descubre lo que ve Autopilot de Tesla al utilizarlo mientras se conduce

Para finalizar, y como se apunta en la fuente de la información, con las nuevas opciones que llegan al Tesla Model 3, hay que comentar algunas que tiene que ver con la conducción con Autopilot. Un ejemplo de lo que decimos es la función denominada Summon, que permite que el coche sea capaz de aparcar y salir de un estacionamiento en solitario -y esto es posible hacerlo con la aplicación asociada-. Por lo tanto, se van recortando las distancias de software que hay con los Model X y S de Tesla, algo que es completamente lógico ya que algunas de las opciones que llegan y que estaban ausentes en el modelo más económico del fabricante y que no se entendían muy bien.

Un detalle final: en los últimos datos que se han conocido respecto a la producción del Tesla Model 3 es que, pese a que el propio Elon Musk ha tomado las riendas del proceso, todavía no se ha conseguido alcanzar las 5.000 unidades a la semana como era el objetivo (pese a que incluso se están ensamblando coches en una carpa adicional en Fremont). Veremos si esto impide que se consigan beneficios este mismo año como se supone que era la intención de la compañía.