La realidad virtual no acaba de cuajar en el mercado, muchos han visto en las rebajas en las Oculus Rift de los últimos días un síntoma de debilidad de la firma de Facebook, que no termina de ver arrancar su negocio de realidad virtual. Algo que hace que cobren más sentidos los rumores que apuntan a unas gafas más compactas y baratas este año.

Un precio de las Oculus Rift que no se ha visto recortado sólo esta vez, sino que durante la pasada primavera la firma a había recortado el coste de estas excelentes gafas de realidad virtual.

Unas Oculus más compactas y baratas para este año

Como decimos las Oculus Rift son unas gafas de realidad virtual excelentes, pero son pocos los que se atreven a hacerse con ellas, y por diferentes razones. La principal es u elevado precio, a lo que hay que añadir un ordenador medianamente potente al que conectarlas para poder mover los juegos de realidad virtual. El resultado es que se ha convertido en un producto muy exclusivo y sólo atractivo para jugadores avanzados. Y por lo que hemos conocido hoy parece que Oculus trabaja en crear unas gafas más cercanas al usuario medio, más compactas y baratas.

Oculus Rift

Y para conseguir este cocktail perfecto, en Oculus han confiado en Xiaomi, expertos en ofrecer calidad a precios razonables, y que estarían colaborando ya con Oculus en un proyecto denominado “Pacific”. Asi se denomina de hecho el primer prototipo de estas gafas, que serían más ligeras que las Samsung Gear VR pero mucho más potentes, sobre todo gracias a un procesador Snapdragon móvil que le dota de una potencia mayor. Su posición en el mercado sería la de rellenar el hueco existente entre las gafas de alta gama, como las Rift, y las más económicas, como las Gear VR de Samsung.

Realidad virtual oculus rift

Además un dato relevante, es que estas gafas serian completamente independientes. Esto quiere decir que no necesitarían de un móvil, ya que contarán con su propia pantalla, pero tampoco de un PC al que enchufarse para recurrir a su potencia. Esto también implicaría un menor coste, y es que se espera que estas nuevas gafas de Oculus tengan un precio de alrededor de 200 dólares. Un coste bastante mas económico que las actuales Rift, y que permitiría democratizar esta tecnología entre el usuario medio. Ese usuario al que también quiere engatusar Facebook, que quiere crear unas gafas compactas para disfrutar con la red social.

¿Bajarán de precio las HTC Vive tras el recorte de Oculus Rift?