Poco a poco se van conociendo los planes que tiene Samsung para el primer modelo con pantalla plegable que lanzará el año 2019 según se ha podido conocer. Pues bien, las últimas informaciones indican que este dispositivo, llamado Samsung Galaxy X, llegaría en cantidades limitadas en un primer momento.

Hablamos del primer modelo que el gigante asiático pondrá en el mercado con un panel que se podrá doblar, no con dos elementos que se unen por algún tipo de bisagra, lo que hace que el Samsung Galaxy X sea el primero que realmente ofrezca un panel que permita hacer esto (se apunta que podría ser OLED). Pero, por las complicaciones que ofrece su fabricación y algunos detalles adicionales más, según se ha indicado en la fuente de la información, es muy posible que en un primer momento la cantidad de modelos del SM-G888N0 -que es el nombre interno que tiene el dispositivo- no será muy elevada. Por lo tanto, el Samsung Galaxy X como decíamos será un modelo en edición limitada.

Incluso, se ha precisado que la cantidad de unidades que en un primer momento se pondría a la venta (del precio, por el momento nada de nada pero lo normal es que no sea precisamente barato inicialmente). Así, se apunta a 100.000 iniciales, a los que se irían sumando más con el paso del tiempo. En un principio las regiones en las que estaría disponible el Samsung Galaxy X no serían muchas -aquí no faltara Corea del Sur evidentemente-, y según se vea el comportamiento en el mercado del dispositivo y teniendo en cuenta los procesos de fabricación se procedería a un despliegue mayor (que podría ser efectivo en 2019). Esto es totalmente lógico, ya que en un primer momento no hablamos de un lanzamiento al uso de un smartphone.

Diseño del teléfono Samsung Galaxy X

Presentación oficial del Samsung Galaxy X

Pues, para sorpresa de algunos, no parece que la compañía coreana tenga la intención de esperar a que pase mucho tiempo del año 2018 para anunciar oficialmente el Samsung Galaxy X y, así, mostrarlo a todos. Según los datos que se tienen sería en la feria CES cuando esto sucederá, por lo que hablamos del mes de enero (las fechas anunciadas para el evento de Las Vegas, en EEUU, son desde los días 9 al 12 del mencionado primer mes del año). Por lo tanto, todo apunta a que el desarrollo del dispositivo va por el camino esperado.

El Samsung Galaxy S9 contará con una batería de mayor capacidad

Y, lo cierto, es que esto encajaría con el supuesto calendario de grandes lanzamientos que tiene previsto la compañía coreana para el año que viene, aparte del mencionado Samsung Galaxy X. Así, las dos variantes del Galaxy S9, del que se esperan incluso algunos cambios en el diseño (al menos una ubicación distinta del lector de huellas), se producirá el 25 de febrero, poco antes del comienzo del Mobile World Congress de 2018. Y, en lo que tiene con el phablet Galaxy Note 9, este será oficial antes de la IFA de Berlín, que ya tiene fechas: del 31 de agosto al 5 de septiembre.

El caso es que el Samsung Galaxy X llegará en un principio con unidades limitadas, lo que tiene toda la lógica, a la espera de ver cómo funciona en el mercado y, si todo va bien, entonces poner a más fábricas con su producción para un despliegue mayor. Pero, eso sí, todo apunta que el dispositivo será el primero de los grandes anuncios de 2018 por parte de la compañía coreana.