Parece que las cuentas con el iPhone X le salen a Apple y, por ello, algunas de las opciones que este terminal ha incluido por primera vez ven a tener continuidad en los iPhone para 2018. E, incluso, por lo que se ha podido conocer su uso aumentará en lo que tiene que ver con el número de modelos que dispondrán de ellas. Un ejemplo son las pantallas OLED.

Por lo que se ve, y dando continuidad a las predicciones de Ming-Chi Kuo de KGI, la firma de seguridad japonesa Nomura ha elaborado un documento en el que prevé que sean tres los iPhone que Apple ponga en el mercado en el año 2018. Dos de ellos utilizarán panel tipo OLED, y tan sólo uno dará uso a LCD. Por lo tanto, claramente se ve un cambio de tendencia (por otra parte, completamente lógico) en la evolución de los smartphones de la compañía de Cupertino.

Calidad del panel del iPhone X

Eso sí, todos los nuevos iPhone para 2018 tendrán un común denominador en lo que tiene que ver con los paneles que integrarán: ocuparán casi la totalidad de la parte frontal, como ocurre en el iPhone X. De esta forma, el cambio de diseño y la posible desaparición del lector de huellas en los smartphones de Apple sería una realidad en el 2018 –sea apuesta todo aquí por Face ID-. Y todo ello a la espera para la llegada en el año siguiente de una cámara 3D que permitiría un uso mucho más avanzado de la realidad Aumentada (AR) gracias al uso de TrueDepth Camera.

Análisis del iPhone X

Detalles de los iPhone para 2018

Según el informe que se he conocido en la fuente de la información, el modelo que llega con panel LCD tendrá una pantalla de 6,1 pulgadas y podría tener un precio más bajo que rondaría los 700 euros y se ensamblaría en las fábricas de Pegatron y Wistron. En el caso de los dos con componente tipo OLED (en este caso fabricados por Foxconn), el más pequeños tendría 5,8 pulgadas y sería la continuación del actual iPhone X.

Nuevos iPhone para 2018

La novedad más de los iPhone para 2018 por parte de Apple sería la llegada de un modelo con una pantalla OLED de 6,5 pulgadas nada menos (atrás quedaron los tiempos de los iPhone pequeños, la verdad). Y, este, tendría dos añadidos que serían de lo más interesantes: la posibilidad de hacerse con un modelo Dual SIM, toda una novedad; y un almacenamiento que ascendería hasta los 512 MB. Interesante ver si esto se confirma y, de ser así, el precio astronómico que tendría el terminal. ¿Os parecería un acierto la llegada de este modelo de la mano de Apple?