Cómo elegir una impresora portátil compatible con los móviles

Con la llegada de las cámaras de buena calidad a los smartphones, se ha aumentado el número de fotos que se hacen. Pero hay algo que no cambia mucho: algunos recuerdos se desean tener en papel. Si se busca conseguir esto en cualquier lugar, ya que la movilidad se ha convertido en algo básico, es posible comprar impresoras portátiles que ofrecen una buena calidad. Mostramos algunos modelos recomendados y lo que debes conocer para realizar la elección adecuada.

Estos modelos, que caben en la palma de la mano, son una gran solución a la hora de imprimir alguna de las fotos que se tiene en un teléfono o tablet, y todo ello se consigue sin utilizar a cable alguno. El motivo es que todos los modelos actuales utilizan tecnologías de comunicación inalámbrica. Por lo tanto, todo se consigue de una forma muy cómoda, ya que no hay que usar cable alguno.

Cómo funcionan estas impresoras

Esto es algo importante que se tiene que conocer, ya que la tecnología ZINK que utilizan estos accesorios es muy diferente a la que incluyen los modelos de inyección de tinta o láser que se suelen utilizar. Esta, por cierto, es la que se suele encontrar en las cámaras instantáneas que existen en la actualidad.

El trabajo se ejecuta utilizando papeles especiales que incluyen los colores necesarios para obtener los resultados. Es decir, nada de cartuchos intercambiables o similares (y, esto, entre otras cosas permite que las dimensiones de las impresoras sean muy reducidas). Estos se incluyen en diferentes capas que tiene una superior de protección. Para plasmar las imágenes, lo que se hace es generar calor en diferentes intensidades en cada zona.

Impresoras portátiles en un mesa

¿Bluetooth o WiFi?

Estas son las dos opciones más utilizadas en la actualidad, ya que se han convertido en estándares en lo que tiene que ver con las interfaces de conexión inalámbrica. Cada una tiene sus virtudes y defectos, pero lo que es cierto es que con ninguna de las dos vas a tener especiales problemas en cuanto a la configuración.

El uso de Bluetooth se puede considerar como el más básico, y a la vez es la opción que ofrece una mayor compatibilidad con los diferentes dispositivos que hay en el mercado. Esta opción es la más eficiente para conseguir una comunicación directa, aunque no es la más rápida (y esto es importante, ya que los archivos que se envían pueden ser bastante grandes). Hoy en día, es la opción muy extendida ya que su uso es muy sencillo.

Impresoras portátiles en uso

En el caso de utilizar WiFi, se consigue una mayor rapidez en las comunicaciones (ya sea utilizando una red disponible o con la variante Direct que es posible utilizar con todo tipo de dispositivos móviles). La sencillez de uso también es bastante grande, pero generalmente los modelos que utilizan esta interfaz de conexión es mayor. Quizá es la posibilidad más recomendable en el caso que tengas claro que vas a utilizar la impresora portátil de forma bastante habitual.

Resolución y compatibilidad, claves

La resolución con las que son capaces de imprimir es, lógicamente, importante. De ella depende la definición que tendrá el resultado. Lo que se debe buscar siempre es que se ofrezca 300 x 300 píxeles como mínimo. Si es así, estarás seguro de que las fotos tendrán una alta calidad y, además, no verás grano alguno en las imágenes -este es el efecto que aparece si los puntos que se utilizan al imprimir son excesivamente visibles, en caso contrario no quedarás especialmente satisfecho-.

Respecto a la compatibilidad, todos los modelos actuales son excelentes. Esto se debe a que es posible utilizar estas impresoras con dispositivos iOS y Android. Y, además, los ordenadores portátiles también son una opción -tanto equipos con macOS como con Windows-. De esta forma, no habrá excusa para que no puedas imprimir a un familiar o amigo algo que le guste entre las fotos que tienes almacenadas (incluso si esta se encuentra guardada en un servicio de almacenamiento en la nube).

Cosas que revisar para acertar con la compra

Aparte de lo comentado, existen otras características que es bastante importante revisar para estar seguro de que realizas una buena compra y que vas a quedar satisfecho con el uso que le des a la impresora. Son las siguientes:

Tamaño del papel: cuanto mayor es la compatibilidad en este apartado mejor que mejor, y es muy relevante que sepas que cada modelo puede ofrecer uno diferente. Por lo tanto, una revisión en este apartado es imprescindible, ya que debes conocer si es sencillo encontrar recambios y el precio que tienen. Los más conocidos de 10 x 15 cm de las fotos, no son precisamente habituales.

Velocidad de impresión: es otro factor importante, ya que si esta no es buena te puedes eternizar a la hora de conseguir una fotografía. Lo ideal es que no se supere el minuto por cada copia se utilicen o no colores. Una cifra superior hará que tengas una mala experiencia de uso.

Carga de papel: esta es la cantidad de hojas que es posible guardar en la propia impresiona y tiene que ser de un mínimo de diez. Todo lo que esté por debajo de este número no es positivo, ya que es muy poco para no tiene que estar abriendo y cerrando el accesorio.

Compatibilidad: en este apartado debes revisar que el modelo con el que te hagas ofrezca soporta para archivos JPEG y PNG, que son los más habituales y, por lo tanto, estarás seguro de que no vas a tener problemas para poder enviar los archivos y que la impresora los reconozca.

Autonomía: en estos productos esto se mide por la cantidad de copias que puedes realizar en vez de tiempo de uso. Lo mínimo exigible es que se llegue a veinte, para lo que debe existir una batería con una carga de al menos 500 mAh. En lo que tiene que ver con la recarga, esta se debe realizar mediante USB para asegurar una gran compatibilidad.

Uso impresora con un móvilNFC: esta opción de conexión no es básica, pero si se incluye en un modelo Bluetooth se facilita mucho el proceso de instalación con el teléfono o tablet (si estos son también compatibles).

Aplicación: todas las impresoras portátiles actuales tienen una propia que permite desde controlar los procesos de trabajo hasta conocer cómo están los suministros que hay en su interior. Aquí debes asegurarte que existe los trabajos para iOS y Android y, además, que se descargan de forma gratuita.

Dimensiones y peso: en el primero de los casos debes comprobar que el modelo en cuestión no ocupa más que un teléfono móvil… pero su grosor es por fuerza mayor. En lo que tiene que ver con el peso, la marca que debes buscar son 300 gramos o menos.

Opciones de compra que son recomendables

Dejamos un listado con modelos que son muy completos y que ofrecen una experiencia de uso bastante buena. Todas las impresoras portátiles elegidas se pueden comprar desde casa y están ordenados por precio. Esa son las opciones que te proponemos:

Xiaomi Mi Portable Photo Printer

Una de las cosas que llaman la atención de este accesorio es que es capaz de terminar procesos en sólo 15 segundos, por lo que es un modelo muy rápido. Además, integra Bluetooth por lo que hasta tres personas pueden trabajar con ella a la vez. Ofrece una gran compatibilidad y la resolución que tiene es de 313 x 400 ppp, por lo que es bastante precisa. Un detalle importante: solo pesa 81 gramos. Cuesta unos 75 euros.

Impresora portátil Xiaomi Mi Portable Photo Printer de color blancoLo mejor

  • Es bastante económica

Lo peor

  • Aplicación poco avanzada

Huawei Pocket Photo Printer

Esta es una de las impresoras portátiles que no tiene fisura alguna, ya que no pesa mucho (195 gramos) y la batería integrada permite todo lo que se espera de un modelo de este tipo. Utiliza tecnología Bluetooth, y la aplicación que tiene permite realizar algunas modificaciones en las imágenes para personalizarlas. La resolución que ofrece es de 300 ppp, gracias a la tecnología Zero Ink que utiliza. Puedes comprarla por más o menos 78 euros.

Impresora Huawei Pocket Photo PrinterLo mejor

  • Sencillo uso

Lo peor

  • Resolución algo justa

Kodak Mini 2

Si se busca un modelo que ofrezca una gran sencillez a la hora de conectarse con otros dispositivos, este es uno de los que se debe tener en cuenta. La razón es que incluye un chip NFC para ello. El tamaño máximo de las hojas que utiliza es de 2,1 X 3,4 pulgadas y la tecnología de conexión Bluetooth. Pesa 236 gramos, por lo que no es la más ligera, y su autonomía es de unas 20 copias por carga. Puedes hacerte con este modelo por unos 99€.

Lo mejor

  • Incluye NFC

Lo peor

  • Es algo pesada

Fujifilm Instax Mini Link

Disponible en varios colores, esta es de las impresoras portátiles más rápidas del mercado, ya que necesita sólo 12 segundos para completar un proceso a color. Su resolución es impresionante, ya que llega a los 800 x 600, una marca realmente importante para el tamaño que tiene el gadget. La aplicación compatible dispone de plantillas que son interesantes y su compatibilidad es excelente. Tiene un precio alrededor de los 105€.

Impresora Fujifilm Instax Mini LinkLo mejor

  • Muy buena resolución

Lo peor

  • No es la más rápida

Canon Zoemini

La conectividad que permite este producto es amplia, ya que incluye tanto Bluetooth, pasando por WiFi, como USB. En lo referente a la resolución, lo que ofrece este modelo es 314 x 600, lo que no está nada mal. Con un diseño correcto y disponible en varios colores, su peso es de 159 gramos lo que está muy bien. Si te preguntas por el tamaño de las hojas que admite, esta son de 2 x 3 pulgadas, por lo que cumple perfectamente este modelo que cuesta unos 109 euros.

Lo mejor

  • Gran conectividad

Lo peor

  • Diseño poco atractivo

HP Sprocket

Un modelo de diseño excelente que tiene una calidad de impresión muy alta y, por lo tanto, es un acierto seguro. Capaz de trabajar incluso con pegatinas con unas dimensiones de 5,8 x 8,7 centímetros, el peso que tiene es de sólo 201 gramos. No le falta tecnología Bluetooth y una autonomía que supera las veinte impresiones, por lo que se cumple sobradamente. Cabe perfectamente en la mochila e, incluso, el bolso de mano. Cuesta alrededor de 120€.

Impresora HP SprocketLo mejor

  • Excelente autonomía
  • Gran resolución

Lo peor

  • Su peso es mejorable

La recomendación de Topes de Gama

Creemos que la mejor opción de todos los modelos que hemos elegido como de buena calidad es la HP, que permite una excelente resolución que se combina con un diseño atractivo. No falla en la conectividad y, en especial, en la velocidad que ofrece al trabajar. Es una gran opción de compra.

¡Sé el primero en comentar!