Contenido ofrecido y patrocinado por la marca

Tipos de Inteligencia Artificial y el cambio que supone su uso en los teléfonos

8 febrero, 2019

El uso de la Inteligencia Artificial en los terminales móviles se ha convertido en una de las grandes apuestas de las compañías más potentes del mercado, como por ejemplo Huawei. Su aplicación se ha convertido en un salto evolutivo muy importante, y mucho más lo será en un futuro. Para conocer cómo se encuentra este segmento del mercado, hay que saber los diferentes tipos de IA que existen y que implica para los smartphones.

Tres son los grandes grupos que existen dentro de lo que denominadas actualmente como Inteligencia Artificial. Son los siguientes: Emocional; Racional; y, por últimos, las conocidas como Redes Neuronales. Todas estas opciones tienen su importancia y disponen de elementos que son clave en el desarrollo de la IA aplicada a los dispositivos móviles. En un futuro cada vez más cercano, y gracias a la llegada de las redes 5G -con su impresionante ancho de banda-, la utilidad de los smartphones se multiplicará de forma exponencial y nos sorprenderemos con los avances que se van a conseguir para conseguir que todos los dispositivos sean mucho más «inteligentes» de forma independiente.

El próximo reto de la Inteligencia Artificial: crear fotos que sean obras de arte

Los diferentes tipos de IA que existen

A continuación, vamos a explicar los tres grandes subgrupos que hemos comentado antes y, en cada uno de los casos, indicaremos cuál es su importancia en el futuro de la Inteligencia Artificial en todos los dispositivos en los que será aplicada. Ejemplos de esto actualmente hay muchos, pero uno de los más evidentes es el funcionamiento de los teléfonos Huawei Mate 20 Pro.

Inteligencia emocional

Esta tiene que ver con la relación directa entre máquinas y personas, y se basa en las necesidades de estos últimos para conseguir una evolución. Es una de las más cercanas en la actualidad y el objetivo claro es que los equipos sean capaces de distinguir las emociones y, entonces, aprender para conseguir adaptarse al entorno en el que están con respuestas «casi humanas».

Inteligencia Artificial emocional bots

Un ejemplo de cómo va evolucionando este tipo de IA  son los bots, cada vez más complejos y que ofrecen respuestas más acertadas y, actualmente, la relación entre la máquina y la persona es satisfactoria ya que más del 60% de los que dan uso a estos servicios quedan satisfechos. Aparte, los asistentes de voz cada vez son más complejos y adaptables, lo que es positivo. Con el tiempo, este tipo de Inteligencia Artificial será la que haga que se rompan barreras  psicológicas.

Inteligencia Racional

Es la que se entiende como propia de la IA, ya que lo que se busca con ella es que con la información que se tiene, el aprendizaje y el uso del entorno obtener resultados efectivos para las personas. El avance clave es conseguir que la máquina sea capaz de distinguir cuál es la mejor acción a realizar para los humanos -no para la propia Inteligencia Artificial-, ya que sus algoritmos ofrecer siempre gran cantidad de opciones elegibles.

Inteligencia Artificial racional fondo personas

El aprendizaje es clave en este tipo de trabajos, ya que con él se va distinguiendo los resultados que son adecuados y, por lo tanto, la dirección que se debe tomar al analizar los datos que se tienen. Y, siempre, con un grado de normalidad que permita una interacción fluida. Ejemplos de lo que se ha logrado actualmente son acciones disponibles en dispositivos móviles -como el ajuste de parámetros o el reconocer un objeto y, de forma directa, acceder a su compra si es lo que habitualmente hace el usuario-.

Redes Neuronales

Es una de las opciones de futuro que se consideran básicas en la Inteligencia Artificial. Buscan crear protocolos que se comporten como las neuronas reales aplicando amplios y complejos sistemas de procesos internos -el hardware el software serán básicos, pero de forma combinada-.

Inteligencia Artificial neuronal

Su idea y comienzo de desarrollo comenzó en los años 80, pero es ahora cuando dispone de la tecnología que permite que se vea a las Redes Neuronales como algo viable en el futuro de la tecnología aplicada a medio plazo. Los asistentes con reconocimiento de voz son ejemplos de lo que se puede hacer hoy en día y, siempre, con un gran enfoque en el aprendizaje profundo que es básico en la Inteligencia Artificial.

Inteligencia Artificial en los coches, el siguiente paso evolutivo del aprendizaje

El caso es que todo esto, aplicado a los terminales móviles, va a tener como resultados un cambio en el paradigma de uso que estos tienen y, especialmente, en lo que podrán hacer sin que apenas sea necesaria la participación humana. La Inteligencia Artificial va a cambiarlo todo y de una forma muy evidente.