Hace sólo unos días os contábamos que Microsoft había decidido dejar de fabricar Kinect, un dispositivo que en su día fue la excusa de muchos para hacerse con una de las consolas de Microsoft. Ahora parece que a pesar de esta decisión, el dispositivo sigue reciben apoyo por parte de los desarrolladores.

Los de Redmond tomaban la decisión después de nada menos que 35 millones de unidades vendidas desde su lanzamiento hace ya un par de generaciones atrás. Ahora Kinect se ha convertido en el germen, por ejemplo, de dispositivos tan interesantes como Hololens.

Nuevos proyectos para Kinect

Parece que a pesar de la decisión de Microsoft de acabar con uno de sus dispositivos más celebrados de los últimos años, algunos desarrolladores seguirán trabajando para Kinect. Es el caso de Virtual Air Guitar, que ha desvelado que están trabajando en nuevas entregas compatibles con Kinect, algo que justifica de una forma completamente coherente asegurando que “”Aunque la fabricación se haya detenido, eso no significa que todas las Kinect hayan dejado de existir de forma repentina”. Razón por la que siguen desarrollando para el dispositivo de Microsoft, ya que piensan que mientras haya personas dispuestas a comprar productos para Kinect los seguirán desarrollando.

Kinect

De hecho ya tienen en marcha el próximo juego para Kinect que van a lanzar al mercado, llamado Boom Ball 3 , un juego de ping-pong con 50 niveles y tres niveles de dificultad, “Normal”, “rápido” y “turbo”. El juego también te permite tomar una foto de “cualquier cosa” con Kinect y pegarla en la paleta del juego. Otros proyectos que están en camino para Kinect son Kinect Funhouse y Air Guitar Warrior. Un Kinect que entre otras cosas ha perdido la batalla y se ha quedado en el camino porque ya no es compatible de forma nativa con las consolas actuales de Microsoft, ni por supuesto con la nueva Xbox One X.

Kinect

Parece que todavía pasará un tiempo hasta que veamos cesar completamente la actividad alrededor de Kinect, no en vano y como recordaban desde Air Guitar, si sólo una pequeña fracción de los 35 millones de Kinect vendidos siguen en funcionamiento, seguirá siendo rentable desarrollar para este dispositivo. Veremos si algún desarrollador más se anima a seguir adelante con el legado de Kinect, o si finalmente la postura de Air Guitar será sólo una utopia con un triste final, esperemos que no, por el bien de la industria y de los poseedores de Kinect.