El modo incógnito es una de las herramientas más útiles a la hora de navegar por Internet. El problema es que cuando activamos este modo en el popular navegador web de Google, las extensiones de Chrome que tengamos instaladas dejan de funcionar. Algo realmente molesto si queremos, por ejemplo, exprimir al máximo Netflix con los add-ons que tenemos instalados. Pero, tranquilos, que hay solución a este problema.

Antes de nada, decir que el modo incógnito tiene muchas más utilidades de las que piensas. Y no, no solo sirve para ver porno sin dejar rastro. Para empezar, si tienes invitados en casa y quieren revisar sus redes sociales, contestar a un mensaje que han recibido en su correo electrónico o sencillamente abrir su perfil de Netflix y ver una película mientras haces la cena, la mejor opción es el modo incógnito ya que evitas tener que ir cerrando tú las diferentes sesiones de tus servicios.

Las mejores extensiones para Chrome con las que sacarás el máximo partido a Facebook

Pero, como os hemos comentado, el problema es que las extensiones de Chrome que hayamos instalado dejan de funcionar en el momento en el que activamos el modo incógnito. ¿Se puede solucionar? La respuesta corta es sí, la larga es sí pero habrá que ir habilitando una a una todas las extensiones que hayamos instalado previamente.

Logo de Chrome

Así puedes utilizar extensiones con el modo incógnito de Chrome

El primer paso es realmente sencillo, lo único que has de hacer es abrir una ventana nueva, no lo hagas en modo incógnito o no te aparecerá ninguna extensión de Chrome instalada, copiar y acceder a este enlace: chrome://extensions. Al entrar aquí os aparecerá un listado con todas las extensiones que tenéis instaladas.

Extensiones Chrome

Aquí podéis comprobar en la imagen que encabeza estas líneas, aparecerá un listado con todas las extensiones de Chrome que hemos instalado. Ahora el proceso es bastante sencillo pero un poco farragoso ya que la única opción que tenemos es comenzar a dar permisos a todas las extensiones que queramos utilizar en el modo incógnito de Google Chrome una a una.

Extensiones Chrome

Para ello tan solo tenéis que pulsar sobre detalles, situado en la parte inferior de cada extensión y veréis que se abre una nueva ventana con diferentes opciones, entre las que destaca “permitir en modo incógnito” que es la que deberemos activar para poder utilizar siempre que queramos las extensiones de Chrome aunque tengamos activado el modo incógnito. Fácil, ¿verdad?