Poco a poco se van conociendo detalles del regreso, ya confirmado, de la marca Nokia al mercado de terminales móviles. Un ejemplo de lo que decimos es que la responsabilidad de su fabricación corresponde a la compañía HDM Global, que es la encargada de elegir cómo serán los modelos -siempre en colaboración con los finlandeses-. Pues bien, por lo que se ha podido saber, la política de precios que tienen en mente es de lo más agresiva.

De esta forma, se quiere aterrizar para competir sin problemas frente a compañías que ahora mismo ponen en juego terminales que tiene un precio muy ajustado, y que tienen como objetivo ofrecer una buena relación calidad/precio (un ejemplo son varios de los modelos de Xiaomi o Meizu, sin ir más lejos). Todo ello, sin descartar a medio plazo extender también  los tentáculos en la gama alta, donde siempre Nokia ha estado presente cuando existían sus dispositivos en los lineales.

Posible diseño del nuevo Nokia con Android

Así pues, parece que la llegada de Nokia al mercado de la mano de HDM Global tiene como primer objetivo afianzarse entre los usuarios, y por ello no se buscan grandes márgenes de beneficio (una política totalmente contraria a la que utiliza Apple, por poner un ejemplo). De esta forma, los primeros modelos que serán presentados en el Mobile World Congress de 2017 -al menos en lo que se refiere al precio-, irán por el camino que estamos comentando.

El posible precio que se ha conocido de los Nokia

El modelo en concreto del que hablamos será el Nokia D1C, que es como se conoce por el momento al primer terminal que llegará con el logotipo de la marca -una vez que las restricciones por la venta del negocio móvil a Microsoft son cosa del pasado-. El dispositivo más económico costará unos 150 dólares (unos 142 euros al cambio) y, por lo tanto, hablamos de un modelo con precio agresivo y que resultará atractivo ya que todo apunta a que será bastante completo.

Diseño del Nokia con Android 2017

¿Y qué es lo que se conoce por el momento del modelo de Nokia del que hablamos? Pues que tendrá 2 GB de RAM y una pantalla de 5 pulgadas con calidad Full HD (1080p). Existirá una variante con panel algo más grande -5,5 pulgadas- y un “giga” adicional de memoria. Otros detalles conocidos, y que serían comunes a los dos terminales, son los siguientes: una cámara principal de 16 megapíxeles, puede que el terminal más económico disponga de una de 13 Mpx; sistema operativo Android 7.0; procesador Snapdragon 430 de Qualcomm; almacenamiento de 16 GB ampliable; y, finalmente, no les faltará lector de huellas y conectividad LTE. ¿Qué os parece el precio con el que regresará Nokia al mercado?