No sólo hay smartphones o tablets en el Mobile World Congress. En el evento de Barcelona también se han podido ver algunos portátiles nuevos entre los que ha desatacado el Huawei Matebook X Pro. Indicamos las sensaciones que nos ha dejado al utilizarlo por un tiempo.

Este equipo llega con sistema operativo Windows 10, como el resto de la gama de productos de la compañía asiática -que, todo hay que decirlo, se caracteriza por su buena calidad… y esta renovación no es una excepción-. Estéticamente este portátil es muy atractivo, y no le falta un acabado en metal para que el aspecto sea premium. A destacar que en su parte más delgada este modelo se queda en sólo cuatro milímetros.

Imagen frontal del portátil Huawei Matebook X Pro

Nos ha dejado buenas sensaciones el teclado chiclet integrado como el touchpad, que es bastante grande. Noticia positiva es que el Huawei Matebook X Pro integra dos puertos USB tip C, lo que le aporta una amplia flexibilidad, y no le falta toma de auriculares y un elemento para el lector de huellas de forma circular que está ubicado en la parte superior del teclado.

En lo que tiene que ver con el hardware principal del portátil, las opciones elegidas por la compañía asiática son las siguientes: procesadores Intel Core i5 o Core i7 de octava generación y, en lo referente a la RAM, la horquilla es de 8 a 16 GB. Un buen detalle es que el Huawei Matebook X Pro llega con una tarjeta dedicada Nvidia GeForce MX250 que se añade a la propia integrada del equipo (es decir que se podrá jugar). En nuestra opinión, bien cubierta al conectividad, ya que no le falta ni WiFi ni Bluetooth.

Huawei Mate X, toma de contacto en vídeo

Más detalles del nuevo Huawei Matebook X Pro

El equipo lega con una zona NFC que ofrece una funcionalidad de lo más interesante: permite transferir archivos con otros dispositivos compatibles, como por ejemplo smartphones (la compatibilidad es amplia ya que abarca desde documentos hasta fotografías). Por ahora, está restringido al uso con terminales de la propia compañía. Por cierto, la pantalla que se integra en el Huawei Matebook X Pro, que es táctil, es de 13,9 pulgadas con pocas marcos (450 nits) y es un forma 3:2 por lo que no es panorámico al uso y por ello su resolución es de 3.000 x 2.000 píxeles.

Al portátil no le falta una cámara para realizar vídeo llamadas que se oculta debajo de una tecla (en la zona numérica) y por lo tanto no ocupa espacio en la pantalla. El sonido es de bastante calidad, ya que se incluye compatibilidad con Dolby Atmos. En lo que tiene que ver con el precio, y teniendo en cuenta localidad que ofrece este portátil, se puede conseguir desde los 1.599 euros y es más o menos lo esperado. Buena renovación a nuestro juicio que, poco a poco, sitúa a Huawei cada vez más cerca de otros fabricantes como por ejemplo Apple.

Los mejores portátiles que hemos probado en Topes de Gama