El teléfono HTC U Ultra es un modelo que no se ha presentado en el Mobile World Congress 2017, pero que no habíamos podido “catarlo” hasta ahora. Y, gracias a que estaba disponible en la feria que se celebra en Barcelona, te podemos contar las primeras impresiones que nos ha dejado este modelo que es llamativo especialmente por su acabado.

Lo primero que se tiene que conocer es que este modelo, del que te hemos hablado en Topes de Gama es el más potente que en estos momento tiene la compañía taiwanesa en el mercado y, por lo tanto, tiene ese atractivo a la hora de probarlo. La verdad es que este HTC U Ultra es un modelo bastante grande, y en el peso hablamos que se alcanzan 170 gramos. La sensación es que es algo aparatoso y no ofrece el mejor aprovechamiento posible del frontal.

El acabado Liquid Surface, que combina metal y cristal, no ha parecido bastante llamativo y diferente, especialmente por sus brillos. Por cierto, que el lector de huellas está colocado en el frontal, por lo que no se rompe lo habitual en la compañía taiwanesa y tampoco falta el USB tipo C en el HTC U Ultra -pero nada de toma de auriculares-.  El caso es que la sensación es buena, no decepciona y se tiene n la mano un dispositivo que se ve actual y con opciones diferenciales.

Más cosas del HTC U Ultra

Las primeras sensaciones que hemos tenido en el uso del smartphone son correctas, con un hardware que no desentona (pero que tampoco es diferencial respecto a lo que ofrecen otras compañías). Así, todo lo que hemos ejecutado ha corrido con bastante fluidez y no hemos notado que exista fallo alguno, incluso al mover Android Nougat -y la capa Sense sigue siendo espectacular- . Eso sí, sin tener datos finales, la autonomía puede ser el talón de Aquiles del HTC U Ultra, ya que la batería no ofrece una gran carga… aunque si carga rápida (Quick Charge 3.0).

Frontal del HTC U Ultra

La pantalla es buena y lo cierto es que hemos disfrutado de una calidad bastante correcta, aunque no alcanza los parámetros de las SuperAMOLED más actuales. Lo que sí nos ha llamado la atención es la inclusión de una segunda pantalla frontal que permite ejecutar algunas acciones de forma directa y, al verdad, es que como comprobamos en los LG V10, es un añadido que a muchos les pude encajar como un guante.

Con una cámara principal de un único sensor que apunta buenas maneras -y que graba a 4K-, lo cierto es que el HTC U Ultra es un modelo que no desentona y que tiene detalles que son diferentes y llamativos. Ideal para los que gustan de pantallas grandes.