Toda la semana está y estará influenciada por el lanzamiento de los nuevos iPhone al mercado. Son de los mejores terminales que hay actualmente, pero también llegan con polémica, dado que hoy veremos que también los iPhone 8 y 8 Plus llegarán con menos batería que los iPhone del año pasado.

Ayer comentábamos que el iPhone X era un terminal que tendría menos batería que el terminal de gama alta de Apple del año pasado, y no hablamos de cantidad de miliamperios, sino de duración de batería. Apple nos dejó los datos de autonomía de sus nuevos terminales en su web, y podemos ver que no serán los mejores del mercado en este aspecto.

La batería del iPhone X y Apple Watch 3 no es tan buena, y vienen con letra pequeña

También hubo bastante polémica con el tema de su nuevo Apple Watch 3, dado que la función que más promocionaron era el tema del LTE, una función que, aparte de no llegar a todos los países, llegará dejándonos casi sin batería. Al estar una hora hablando la batería se agotaría al completo. Se ve que Apple ha sacado terminales que pueden revolucionar el mercado, pero en el apartado de la batería han fallado, de momento.

Se desvela la cantidad de miliamperios del iPhone 8 y 8 Plus

Parece que ser los iPhone 8 y 8 Plus iban a tener una autonomía gigantesca, por diversos motivos. Un nuevo procesador fabricado en una tecnología de 10 nanómetros con mejor eficiencia energética, y un terminal 20 gramos más pesado de lo normal, ¿esto nos da más batería que el año pasado? Parece que no, es más, tienen incluso menos batería.

El iPhone 8 Plus cuenta con 2685 mAh de batería mientras que el 7 Plus cuenta con 2900 mAh, y lo mismo pasa con el iPhone 8, que cuenta con 1821 mAh mientras que el iPhone 7 1960 mAh. Son baterías muy pequeñas para la pantalla que tienen, pero Apple siempre tiene una buena optimización de sus recursos.

Pero yendo a la Apple Store, vemos que en ambos terminales nos pone Apple que tiene una duración de la batería parecida a la de los antiguos móviles, pero en ciertos parámetros como horas de conversación y tiempo de reposo, los nuevos iPhone salen perdiendo. Es decir, Apple ha hecho sus terminales más pesados y con un procesador mejor pero no han sabido aprovecharlo para incorporar una batería de un gran nivel.

Todos estos puntos se le echarán en cara a Apple poco a poco, debido al precio tan grande que tienen todos. Veremos a ver qué tal le sale la jugada a la compañía de la manzana y si consiguen este año tener las mismas ventas o mejores que el año pasado, ya que no todo el mundo se podrá permitir estos smartphones.