Puntual a su cita ha llegado la nueva smartband Xiaomi Mi Band 4. Este modelo, que pretende ser todo un éxito en vetas como el modelo al que sustituye en el mercado, es completamente oficial y se confirman las buenas expectativas que se tenían. Mostramos lo más interese que se tiene que conocer de este accesorio wearable.

Una de las grandes novedades que llegan en la nueva Xiaomi Mi Band 4 se encuentra en la pantalla. Este componente de 0,95 pulgada incluye un panel tipo AMOLED con resolución de 240 x 120 -lo que supone un 40% más de espacio de visualización-, pero lo que realmente llama la atención es que es a color (16.000 colores concretamente), por lo que se da un salto evolutivo muy importante y que, además, le hace ser más atractiva. Por cierto, es de espera que este nuevo hardware elimine los problemas de visualización en exteriores que existía con este dispositivo, ya que el brillo es superior debido a que alcanza los 400 nits.

¿Tienes un patinete eléctrico Xiaomi Mi 365? Cuidado, puede ser defectuoso

Una de las cosas que ocurre con este nuevo panel es que el consumo aumenta, como es lógico, pero se ha tratado de resolver esto integrado una batería que ofrece una amperaje superior (y con un procesador que sin perderé efectividad reduce sus necesidades energéticas). Así, hablamos de una componente de 135 mAh -baja a 125 mAh el modelo con NFC-, que son veinticinco más que el modelo anterior de la compañía asiática. Por lo tanto, es de esperar que no se reduzca la autonomía que es de unos 20 días según la compañía.

Diseño de la Xiaomi Mi Band 4

Mejoras en la conectividad de la Xiaomi Mi Band 4

Una de las más importantes es que se incluye compatibilidad con Bluetooth 5.0. Esto mejora la distancia a la que se puede mantener la conexión con un smartphone, pero también se reduce el consumo y permite opciones de uso más avanzadas. No falta una versión de la Xiaomi Mi Band 4 con NFC, que en este caso se es posible utilizar para hacer pagos -veremos si esto es posible fuera de China- y, por lo tanto, ahora sí que parece que puede ser positivo hacerse con esta variante… lo que es una pena que, por el momento, se sigue descartando el uso del GPS.

En lo que tiene que ver con la usabilidad a la hora de recopilar datos, se mantiene el registro de acciones como el caminar o el salir a montar en bici, y no le falta monitorización del sueño y el detectar la natación, ya que la Xiaomi Mi Band 4 mantiene una resistencia al agua que alcanza los 50 metros de profundidad. Por cierto, se ha confirmado que el control de las reproducciones de música en el teléfono es ahora posible con esta smartband.

Control de música con la Xiaomi Mi Band 4

La gestión de todos los parámetros se realiza con la aplicación Mi Fit, esto es algo que no cambia, y las correas son intercambiables como es habitual en el accesorio wearable de la compañía. Además, no se debe olvidar que ahora el diseño de la pantalla ahora se puede modificar con esferas (al más puros estilo de una smartwatch), existiendo en el lanzamiento nada menos que 380 opciones para elegir. En lo que tiene que ver con el peso, este se sitúa en 22 gramos en las dos versiones de la pulsera inteligente.

Colores de la Xiaomi Mi Band 4

Disponibilidad y precio de la nueva Xiaomi Mi Band 4

Su puesta a la venta se sitúa en el día 14 de junio en China, tal y como se esperaba, y está confirmada su llegada a otras regiones (pero sin dato alguno de la fecha en concreto). Los precios que tienen cada uno de los modelos anunciados, que son compatibles con iOS y Android, son los siguientes:

  • Xiaomi Mi Band 4: unos 23 euros al cambio
  • Xiaomi Mi Band 4 con NFC (que integra micrófono y es compatible con comandos de voz): unos 26 euros al cambio
  • Xiaomi Mi Band 4 Especial los Vengadores (incluye correas de colores adaptados a los personajes): unos 45 euros al cambio

Correas de la Xiaomi Mi Band 4

Los mejores accesorios wearables que hemos probado en Topes de Gama