Hace años que iRobot lanzó Roomba, robots inteligentes que limpian tu casa sin necesidad de que tú lo dirijas o tengas que trabajar. Pero más allá de dejar limpios tus suelos, Roomba está también pensando en la recolección de datos de sus usuarios. Los datos de mapeo de Roomba podrían ser muy útiles para empresas como Apple o Amazon.

Los robots limpiadores de Roomba van solos por la habitación limpiando el suelo, son capaces de esquivar escaleras y objetos y dejan de aspirar cuando corresponde, sin necesidad de que nadie esté pendiente de ellos. Además, cuando acaban, vuelven a su sitio y no se quedan estorbando en mitad de la habitación

Para conseguir realizar todas estas funciones, que los han llevado al éxito, los robots de Roomba necesitan una gran recopilación de datos como las dimensiones de la habitación, las distancias entre sofás, mesas o lámparas, por ejemplo. Estos datos de mapeo podrían ser la clave de la empresa en los próximos años.

Según Colin Angle, el CEO de iRobot, con la ampliación de accesorios pensados para los hogares inteligentes, los datos de cartografía de Roomba podrían ser muy útiles para otros fabricantes de accesorios con el fin de descubrir cómo se diseñan los hogares y poder adaptarse al máximo a ellos.

los datos de mapeo de Roomba serían útiles para Amazon

“Hay un ecosistema completo de cosas y servicios que la casa inteligente puede ofrecer una ez que tenga un rico mapa de la casa”, ha explicado Angle a Reuters. Un mapeo que puede ser útil para empresas como Amazon, Apple o Alphabet (Google) a la hora de diseñar hogares conectados y que permitiría que iRobot firmase un acuerdo con las principales empresasde tecnología en los próximos dos años.

Los mapas podrían usarse, por ejemplo, para que los sistemas de sonido envolvente coincidan con la acústica del hogar o que los aires acondicionados puedan tener un correcto flujo de aire por la habitación o la luz podría adaptarse según la ubicación de la ventana y el sol que entre por ella a una determinada hora del día, entre otras funciones. Para todo ello serían útil los mapas que los robots de iRobot han trazado durante los últimos años.

Los datos no se venderían sin consentimiento de los usuarios aunque desde la empresa de robots están convencidos que no será difícil obtener el permiso de lo clientes a cambio de tener mejores características de casas inteligentes.

Por el momento Amazon, Google o Apple no han hecho comentarios sobre la compra de datos en un futuro próximo aunque estos mapas, actualizados, podrían ser la clave para la expansión de la industria tecnológica hasta llegar a un hogar completamente conectado e inteligente.