Seguro que en más de una ocasión has tenido problemas al utilizar accesorios Bluetooth, como por ejemplo un ratón o un altavoz inalámbrico. En ocasiones esto no se debe a problemas de conectividad, siendo la causa una baja cobertura -aunque los dispositivos conectados estén cerca-. Indicamos la razón por la que ocurre esto.

Al utilizar la conectividad inalámbrica que indicamos, que utiliza la misma banda que la WiFi en muchos casos (2.4 GHz), se pueden tener problemas de cobertura por dos motivos fundamentales: que cerca existan otros dispositivos que utilizan la misma frecuencia, lo que hace que el espectro se “ensucie” y, por ello, que se generen problemas de pérdida de calidad; y, también, esto se puede deber a que existan elementos con materiales que sean barreras casi impenetrables para que los accesorios Bluetooth funcionen de forma habitual.

Dispositivos afectan a la conexión Bluetooth (y, también, a la WiFi)

Son bastantes más de los que se puede pensar, y aunque esto no hace que se cree un escudo impenetrable, sí que se generan interferencias a bajo nivel. La consecuencia es que se producen pérdidas de calidad y, por lo tanto, el funcionamiento de la conexión inalámbrica se ve afectado (llegando a reducir la cobertura y la estabilidad).

Cómo convertir tus auriculares de cable en Bluetooth

Algunos de los elementos que son negativos para que el uso de los accesorios Bluetooth se vea afectado, son los siguientes:

  • Hornos y microondas: el funcionamiento de estos emite señales que interfieren en la señal inalámbrica, por lo que es recomendable no estar cerca de estos si se utilizan accesorios Bluetooth de forma intensiva.
  • Fuentes de alimentación: algunas, las más potentes, pueden afectar a la estabilidad de una conectividad Bluetooth. Evidentemente no hablamos de la que se incluye en un portátil, por poner un ejemplo. Es interesante tener esto en cuenta.
  • Teléfonos inalámbricos: algunos utilizan la banda 2,4 GHz, por lo que afectan de forma directa al uso de la conectividad inalámbrica de la que hablamos. Ocurre lo mismo que los router WiFi. Por lo tanto, siempre a una distancia prudencial.

Teléfono inalámbrico con fondo blanco

  • Cámaras IP: utilizan la misma frecuencia, por lo que afectan también al uso de accesorios Bluetooth.
  • Cables de transmisión que no están protegidos: esto no suele ocurrir, ya que los utilizados actualmente no afectan en gran medida, pero si utilizas alguno que tiene problemas o antiguo -como por ejemplo en un disco duro externo-, es posible que esté ensuciando el espectro.

Materiales de fabricación, otro problema a revisar

Esto es algo que siempre se debe tener en cuenta, incluso para la elección de un escritorio o el lugar en el que se coloca un altavoz Bluetooth en casa. Lo decimos ya que dependiendo del material que esté fabricado un mueble o las paredes (incluso el suelo), los accesorios Bluetooth se pueden ver afectados -y, también, la cobertura de la red WiFi-. La siguiente tabla te servirá como guía:

Material Grado de interferencia
Metal Muy alto
Hormigón Alto
Escayola Alto
Cristal blindado Alto
Agua Medio
Ladrillo Medio
Mármol Medio
Cristal Bajo
Madera Bajo
Materiales sintéticos Bajo

Si encuentras que algunos de los elementos que hemos indicado antes están cerca de los accesorios Bluetooth, como por ejemplo utilizar una mesa de metal como escritorio, seguro que el uso del periférico se ve afectado. La solución, desgraciadamente, es variar el lugar en el que estés o mover el elemento “culpable” del mal funcionamiento -si es posible-. Pero, eso sí, al menos ya tienes una guía para en el lugar en el que mejor funcionará un altavoz inalámbrico, por poner un ejemplo.

Los mejores gadgets que hemos probado en Topes de Gama