El fabricante coreano aprovechó la presentación del Samsung Galaxy Fold para mostrar sus nuevas pulseras inteligentes. La espera ha sido eterna, pero, igual que hace unas semanas llegó la Samsung Galaxy Fit e a España, ahora le toca el turno a su hermana mayor: sí, la Samsung Galaxy Fit por fin es oficial. ¿Podrá plantar cara a la Xiaomi Mi Band 3?

Hablamos de una pulsera inteligente que llega con el sello de calidad de Samsung, por lo que tenemos garantizado un producto de calidad que satisfará las necesidades de cualquier usuario. Pero, si tenemos en cuenta que cuesta tres veces más, ¿por qué comprar la Samsung Galaxy Fit en vez de la Xiaomi Mi Band 3?

Samsung Galaxy Fit

Una pantalla a todo color marca la diferencia entre la Samsung Galaxy Fit y la Xiaomi Mi Band 3

Para empezar, la pulsera inteligente de Samsung tiene una pantalla más grande: 0.98 pulgadas respecto a las 0.78 de la pantalla de la Xiaomi Mi Band 3. Este ya es un detalle a tener en cuenta. Pero, además, hay que sumarle el hecho de que la pantalla de la pulsera Samsung Galaxy Fit es a color.

La Samsung Galaxy Fit e llega a España. ¿Un nuevo rival de la Xiaomi Mi Band 3?

Sí, los últimos rumores sobre la Mi Band 4 de Xiaomi apuntan a que será el primer wearable de la familia Mi Band que llegará con una pantalla a color, pero por ahora hay que tener en cuenta que el modelo del fabricante coreano gana en este aspecto respecto a su competidor. Y hay otro gran detalle que no podemos dejar escapar.

Samsung Galaxy Fit

Tizen, un sistema operativo para dominarlos a todos

Sí, ambos modelos son muy semejantes en algunos aspectos: pueden medir tus pasos, medir tus pulsaciones en tiempo real, monitorizar tu sueño… En definitiva, las funcionalidades típicas que encontramos en un dispositivo de este tipo. Pero hay algunas diferencias realmente interesantes.

Samsung Galaxy Fit

¿La más importante? El sistema operativo que llega con la Samsung Galaxy Fit. Hablamos de Tizen, una interfaz completa y que ofrece un abanico de posibilidades si la comparamos con lo que ofrece la Xiaomi Mi Band 3, o cualquier otra interfaz instalada en un wearable.

Samsung Galaxy Fit

Samsung lleva años trabajando para ofrecer un sistema completo y, hemos de reconocer, que el resultado conseguido es impresionante. Y, si a esto le sumamos el hecho de que la Samsung Galaxy Fit cuenta con todas las funcionalidades de Samsung Health, además de ser capaz de monitorizar hasta 90 actividades deportivas diferentes, está claro que la Galaxy Fit es un wearable mucho más potente que su rival.

Xiaomi Mi Band 3 por detrás

El precio, la gran ventaja de la Xiaomi Mi Band 3 respecto a cualquier otra pulsera de actividad

Aquí sí que se decanta la balanza a favor de Xiaomi Mi Band 3. Hablamos de un modelo que no supera los 25 euros, por lo que en ese aspecto no tiene rival. De esta manera, nuestras conclusiones son claras: ¿buscas una smartband de calidad y a buen precio? La solución de Xiaomi es una excelente opción a tener en cuenta.

¿Prefieres tener una pulsera inteligente realmente completa, que te permita monitorizar cualquier tipo de actividad física sin margen de error? No lo dudes, la Samsung Galaxy Fit será una excelente elección.