Ayer la compañía de la manzana mordida nos sorprendió presentando el iPad Air y el iPad Mini, nueva generación de tablets de Apple. Y ahora le toca el turno a sus ordenadores de sobremesa. Pero, viendo las características de estos dispositivos, ¿Vale la pena comprar el iMac de 2019?

Como os indicamos, Apple ha lanzado los nuevos iMac de 2019, una serie de dispositivos que cuentan con el mismo diseño que sus predecesores y, encima, añaden muy pocas novedades respecto a modelos anteriores.

Apple quiere mejorar el sonido de los iMac integrando un subwoofer

Sí, estos nuevos ordenadores Apple cuentan con mejores procesadores y una GPU más potente, pero no es suficiente para que nos planteemos comprar un iMac de nueva generación. ¿La razón principal? El hecho de que todos los modelos vengan de serie con un disco duro HD de 5.400 RPM en pleno año 2019.

 iMac de 2019

¿Un disco duro de 5.400 RPM en 2019? Sí, el iMac de 2019 nos decepciona

Si bien es cierto que los nuevos iMac de 21.5 pulgadas cuentan con procesadores Intel Core de octava generación y hasta seis nucleos, mientras que el modelo de 27 pulgadas alcanza el Core i9 de novena generación y 8 núcleos, el HDD nos ha dejado de piedra.

Y es que, a día de hoy, no es normal que los modelos más sencillos tengan un disco duro de estas características, más si tenemos en cuenta que es uno de los componentes que más ha reducido su precio a lo largo de los años.

iMac de 2019

Sí, si entras en la web de Apple verás que el modelo más barato, que cuesta 1.305,59 euros permite configurar un disco duro Fusion Drive por 120 euros. Pero sabemos que estos discos SShD híbrido no ofrecen el mismo rendimiento que un disco duro SSD.

Y, lo que es peor, hay la posibilidad de añadir un disco SSD de 256 GB, una capacidad bastante limitada, ¡por 240 euros! Un precio realmente abusivo, más si, dando un rápido vistazo en Amazon, encontramos soluciones por un tercio de este precio.

 iMac de 2019

Un precio excesivo para un dispositivo de estas características

El coste que tienen los dispositivos de la compañía con sede en Cupertino suelen estar claramente inflados. Si quieres tener el logotipo de Apple, paga, así de sencillo. Pero todo tiene un límite. Ya te hemos dicho que el modelo más sencillo, con una pantalla de 21 pulgadas, procesador Intel Core i5 de de cuatro núcleos, 8 GB de memoria RAM y 1 TB de disco duro HHD, cuesta 1.305,59 euros. Una cifra realmente alta para un terminal de estas características.

Si volvemos a realizar una búsqueda rápida en Amazon, por poner un ejemplo, encontramos modelos superiores a un precio más reducido y que sirven perfectamente como alternativa al iMac de 2019. Por ejemplo un ordeandor todo en uno HP con pantalla de 23.8 pulgadas Full HD, procesador Intel Core i7 8700T, 16 GB de memoria RAM, disco SSD de 512 GB y una gráfica NVIDIA GeForce 1050, además de Windows 10 preinstalado.

En resumen, a no ser que tengas que utilizar sí o sí MacOS como sistema operativo, o que tu empresa se encargue de entregarte el equipo, antes de comprar un iMac de 2019, busca otras soluciones más potentes y a menor precio.