La cantidad de contenido que existen en las diferentes plataformas que utilizan vídeo en streaming es muy amplio y, por desgracia, no todos están traducidos al idioma que se utiliza en cada región. En este caso, lo que se suele hacer es utilizar subtítulos. Esta es una buena opción, no cabe duda, pero la calidad de los mismos no siempre es la mejor. Y, esto, es algo que tiene la intención de cambiar Netflix.

De esta forma, se busca conseguir que la fiabilidad de los textos que aparecen en la parte inferior de la pantalla con la traducción correspondiente en Netflix -a la hora de ver películas o series– sea la mejor posible. Y, por lo tanto, que los que no tiene conocimiento del idioma original no tengan excesivos problemas para conocer con mayor exactitud lo que se dice en el contenido elegido (siempre en streaming en este servicio).

Lo que está haciendo Netflix

Pues en combinación con HERMES, se ha lanzado un proyecto en el que se puede participar para ser parte de las personas que ayudan a conseguir un servicio de indexación y traducción más eficiente en un futuro -que se espera que no sea muy lejano, todo hay que decirlo-. Eso sí, por el momento, se ha comenzado con el proceso de traducciones al inglés desde otros idiomas, pero se ha comunicado que en breve comenzarán con el trabajo para otros lenguajes que no son el nativo de Netflix.

MindfLix de Netflix

Por cierto, cuando se realiza la prueba de conocimiento de idiomas, accesible para todo el mundo, se recibe un puntuación (compuesto de una letra y un número) tanto del conocimiento del idioma en cuestión como de su validez para un tipo de contenido en concreto. Así, por ejemplo, se podrán conseguir las personas más adecuadas para películas de terror o para las series de humor. Por lo tanto, el filtro que se desea implementar es de los más concreto.

Lo que se busca concretamente, según la propia Netflix, es conseguir que ciertos aspectos sutiles de las tradiciones no se queden en el tintero proporcionando un trabajo literal. Así, que expresiones de uso típicas en los lugares del idioma de origen sean trasladadas al idioma del subtítulo en cuestión. Lo cierto, es que este es un trabajo grande y no exento de complicación, por lo que es posible que en algunos casos se tarde más de lo esperado. Un buen proyecto por parte del servicios de contenidos de vídeo en streaming que siempre está trabajando en mejorar sus servicios como hemos comentado en alguna ocasión en Topes de Gama.