No hace mucho que os mostramos en un vídeo los avances que se han dado en la llegada de equipos con Windows 10 y procesadores de Qualcomm, una colaboración que se anunció el año pasado. Pues bien, en la feria Computex se han avanzados más datos respecto a la llegada de estos en forma de ordenador portátil.

Antes o después tenía que pasar esto, ya que ni Microsoft puede dar la espalda a las plataformas que utilizan procesadores basados en arquitectura ARM y, compañías como Qualcomm, no deben dejar escapar el “pastel” del amplio mercado que ofrece el sistema operativo Windows 10. Por lo tanto, era sólo cuestión de tiempo la llegada de ordenadores con Windows 10 y procesadores de Qualcomm (en este caso, el Snapdragon 835, el más potente que ofrece el fabricante).

Y, lo cierto, es que tiene esto todo el sentido del mundo ya que las CPU que ofrece Qualcomm en la actualidad son bastante potentes para ejecutar todo tipo de aplicaciones en Windows 10 -donde, por cierto, se ha indicado que todas las existentes en estos momentos serán compatible, ya veremos si mediante el uso de un emulador-. Y, además, la eficiencia energética que permiten los procesadores Snapdragon es muy elevada, por lo que se favorece el uso en movilidad. Por lo tanto, no es de extrañar que a los futuros portátiles con Windows 10 y SoC de Qualcomm se les denomine Mobile PC.

Resumen Windows 10 y procesadores de Qualcomm con características

Equipos con Windows 10 y procesadores de Qualcomm

Dejando a un lado la posibilidad de que la propia compañía de Redmond lance su gama de producto (lo que para nada es descartable al existir Surface), para que la sociedad fomenta la llegada portátiles que incluyen Windows 10 y procesadores de Qualcomm tenga futuro, es necesario contar con socios que pongan en el mercado equipos con esta plataforma. Y, aquí, es donde llega una de las grandes noticias, ya que se ha comunicado hoy en Computex: compañías como HP o Lenovo han confirmado que se “suben al carro”.

Socios en la colaboración para la llegada Windows 10 y procesadores de Qualcomm

¿Y cuándo se podrán ver y tocar los primeros modelos? Pues todo apunta al año 2018, ya que la idea de Microsoft es que exista algo tangible para finales de este año… por lo que la puesta a la venta no sucedería antes del año que viene con toda probabilidad. Pero, lo cierto, es que todo está muy encaminado y, por lo tanto, no es de extrañar que fabricantes como los antes mencionados (los dos más importantes a nivel mundo, cuando hablamos de portátiles) confirme su apoyo. Y, seguro, que posteriormente llegan nuevos socios.

La verdad es que la colaboración entre compañías que dará como resultado el lanzamiento de equipos con Windows 10 y procesadores de Qualcomm (recordamos, que las pruebas se están realizando con el Snapdragon 835) tiene muy buena pinta, ya que creo que ofrecerá suficiente solvencia y compatibilidad para que el uso del sistema operativo de Microsoft se ejecute con una buena experiencia de uso. E, incluso, se darán grandes pasos en lo referente a la conectividad (LTE) y en la reducción precio de los equipos resultantes. Eso sí, es posible que la compañía de Redmond esté “tocando” muchos palos últimamente, como por ejemplo la llegada definitiva de Windows 10 S. ¿Qué opináis?