Aparte del OnePlus 5, que será presentado el 20 de junio como sea anunciado de forma oficial, otros de los dispositivos más esperados de este año 2017 es el Samsung Galaxy Note 8. Este phablet apunta a la feria IFA, y una imagen muestra de forma bastante clara cómo sería su diseño -y algunas de las opciones que incluirá-.

El caso es que, por lo que se ha podido ver en la imagen de la que hablamos, que se ha publicado en una cuenta de Twitter y en ellas se aprecia claramente el esquema de cómo sería el dispositivo tanto de su frontal como de su parte posterior (como los laterales superior e inferior). Así, por poner un ejemplo, se puede ver que el Samsung Galaxy Note 8 incluirá como hemos indicad en alguna ocasión de la Pantalla Infinita, que es la misma que la que se puede encontrar en el Galaxy S8+, por ejemplo.

Aparte, como se aprecia en las imágenes, en el Samsung Galaxy Note 8 no faltará la conexión USB tipo C, por lo que todo apunta que será compatible este modelo con las nuevas gafas de realidad virtual de la compañía coreana y, también, con el accesorio DeX, uno de los grandes añadidos a nuestro juicio por parte de Samsung en este año 2017. La bandeja para la tarjeta de datos, como es lógico, está en la parte superior –ya que en los laterales no hay sitio para ubicarla-.

Otro detalle muy importante del Samsung Galaxy Note 8

Con lo ya comentado se dan unas pinceladas interesantes de lo que se puede esperar del Samsung Galaxy Note 8, pero hay algo más: según se aprecia en la imagen que representa la trasera del Samsung Galaxy Note 8, en este lugar -aparte de la cámara-, está el sensor de ritmo cardíaco. Y nada más. ¿Esto qué significaría? Pues que el lector de huellas no estaría en dicha ubicación (por suerte) y, por lo tanto, pasaría a algún lugar del frontal bajo la pantalla, ya que no creemos que el momento de deshacerse de este acceso sea ahora, por mucho reconocimiento de iris y facial que el phablet incluya.

Esquema del diseño del Samsung Galaxy Note 8

El caso es que el Samsung Galaxy Note 8, que apunta a tener un procesador Exynos 8895; sonido mejorado con la ayuda de AKG; el habitual stylus S Pen; y, en lo que tiene que ver con la RAM, es posible que existan dos versiones (una de 6 y otra de 8 GB), apunta alto y será un excelente modelo que mantendría el reinado en el segmento de los phablets. ¿Nos os parece?

  • F1b0

    Todo lo que no sea mejorar cámara y pantalla, claramente por debajo de sus competidores, no merecería la pena un cambio de terminal.

    • Chris Logitech

      En mi caso la camara es algo secundario. Busco rendimiento y experiencia de uso. Para todo lo demas mi A6500 suple de sobra la “carencia”.