La vuelta de Nokia al mercado de la teléfono no parece, precisamente, un experimento. La compañía no se limitará a lanzar un modelo y ver qué es lo que pasa con él. Aparte del Nokia 6 ya anunciado, se ha conocido que un terminal de gama de entrada ya está en proceso de comprobar su funcionamiento en las pruebas de rendimiento. Por lo tanto, cabe la posibilidad de que se ha anunciado en el próximo Mobile World Congress.

Con el modelo del que se acaba de tener noticia de su existencia, la compañía cierra el círculo para ofrecer dispositivos en todas las gamas de producto, ya que no se debe olvidar que también prepara el Nokia P1, un dispositivo que tiene por objetivo competir con los smartphones más potentes del mercado. Por lo tanto, la idea es posicionarse lo mejor posible e intentar aprovechar la imagen de marca que tiene la compañía finlandesa.

Los datos que se han conocido llegan desde la prueba de rendimiento GFXBench, que es una de las más utilizadas para conocer el rendimiento de los terminales con Android -y deja claro que el proceso de diseño y desarrollo habría finalizado, faltaría comenzar a fabricar-. Por cierto, hablando del sistema operativo que utilizará el nuevo terminal de Nokia, la versión será Nougat (7.0) y, por lo tanto, se pondrá en juego muy bien actualizado.

Teléfono Nokia 6

Lo que se ha conocido del nuevo Nokia

Pues lo cierto es que no desentonará en el mercado el nuevo terminal que fabricará HDM, encargada de realizar esto con los modelos que incluyen la marca Nokia. Así, por ejemplo, el procesador elegido es un Snapdragon 435, que trabaja a una frecuencia de 1,4 GHz y que en su interior incluye a GPU Adreno 505. Acompañará una RAM de 2 GB, por lo que su rendimiento no debe ser nada malo teniendo en cuenta el segmento al que va dirigido.

Otros detalles interesantes son los siguientes: la pantalla tendrá unas dimensiones de 5,2 pulgadas con resolución HD, lo que no es una gran noticia… pero que sí que resulta correcto. En lo referente a la cámara principal, esta será de 12 megapíxeles, y el almacenamiento alcanzará los 16 GB, con nueve de ellos disponibles -y con opción de ampliar este apartado mediante el uso de tarjetas microSD-.

Nuevo Nokia en GFXBench

El caso es que habrá un Nokia de gama de entrada y, por lo tanto, está claro que la apuesta por la vuelta de la marca es solvente y amplia, lo que siempre es positivo ya que puede animar un poco más el mercado de la movilidad. Ahora está por ver el precio que tendrá el smartphone, que no debería ser muy alto para tener opciones reales de venta. Quizá, como hemos indicado, el terminal se pueda ver en el Mobile World Congress.