Noticias realmente interesantes en lo que tiene que ver con dos de los buques insignia del mercado de gama alta -y que utilizan sistema operativo Android-. Nos referimos al LG G6 y el Samsung Galaxy S8. El caso, es que aparece que el primero apunta a no integrar finalmente del procesador más potente de Qualcomm, y la razón es el segundo de los smartphones indicados. Te contamos lo que ocurre.

Según se ha indicado en Forbes, la primera remesa del Snapdragon 835 del que ya os hablamos en Topes de Gama, ha sido adquirida para ser utilizada en el Samsung Galaxy S8. Y, por lo tanto, otros modelos de gama alta como puede ser el LG G6 (o el último que ha presentado HTC y del que os dimos buena cuenta), no podrían integrarlo y mantener sus habituales fechas de presentación. Un movimiento que es curioso que se dé y, a la par, inteligente.

Y decimos inteligente ya que el hacerse con la primera remesa de procesadores Snapdragon 835, deja al resto de competidores fuera de juego a la hora de utilizar el SoC más potente de Qualcomm. Y, a la vez, permite que el máximo rendimiento posible lo tenga el Samsung Galaxy S8 en exclusiva. Esto, por cierto, no significa que en algunas regiones el SoC de gama alta de la compañía coreana fuera un Exynos, algo de los que ya hemos hablado. Por cierto, el movimiento augura una fabricación masiva por parte del fabricante del nuevo modelo de gama alta… ¿se desea inundar el mercado? Si es así, el precio no tendría que ser un obstáculo para que las ventas acompañen.

Posible diseño del Samsung Galaxy S8

Qué ocurrirá con la competencia del Samsung Galaxy S8

Pues que no tendrán más remedio que integrar el Snapdragon 821. Este es un SoC potente y que ofrece un rendimiento realmente bueno y sin problemas de temperatura -como hemos podido comprobar nosotros mismos en, por ejemplo, el análisis del OnePlus 3T-. Pero, ciertamente, en lo que tiene que ver con la imagen es un contratiempo tener que darle uso. Así, al LG G6, no le quedará más remedio que hacer lo mismo que al HTC U Ultra: utilizar el componente mencionado. Al menos, esto es lo que se indica en la fuente de la información.

Posible diseño del LG G6

Evidentemente el resto de características no se verán afectadas, como pueden ser el disponer de una pantalla de gran calidad (QHD) o que la RAM asciende a 6 GB o más llegado el caso. Pero, eso sí, se tendrá que apostar por ofrecer algo diferente al rendimiento como “gancho” para los compradores, un claro ejemplo es el acabado en zafiro del nuevo HTC o un conjunto de nuevas funcionalidades en el LG G6 -entre las que estará la resistencia al agua-. El caso, es que el uso del Snapdragon 835 se quedará para la presentación del Samsung Galaxy S8, si todo esto se confirma.

La colaboración de Samsung con Qualcomm en lo que se refiere a la llegada del Snapdragon 835 ha podido tener mucho que ver en que ocurra lo que hemos comentado y, evidentemente, el Samsung Galaxy S8 será uno de los grandes beneficiados. El resto, tendrá que esperar un poco más para poder dar uso del procesador. Sería un buen momento para que otros fabricantes de SoC se hagan notar, ¿verdad?

  • Mejor eso a un MTK XD

  • Al público general le importa un comino, por qué no saben que llevan dentro los teléfonos. Y en rendimiento dudo mucho que se note una gran diferencia.

    • Aquopolis

      Hombre, yo creo que sí se va a notar. El 835 es un procesador de 10nm y ya no solo en rendimiento sino en algo importante y que sobre todo que se le critica mucho a LG como es en consumo también se notará.

      • Hector Luis

        Así mismo es ….. Tienes toda la razón …. El consumo el rendimiento se calienta menos , entre más cosas y cosa que no sabemos

  • Hector Luis

    Ya hace mucho LG tenía que haber desarrollado el procesador ODIN hace mucho rato para evitar estos problemas… Ahora entiendo porque Samsung está relajado y sin apuro….. Y yo que pensaba comprarme un lgg6 ……Ufff

  • Iván Fernández Méijome

    Estáis diciendo que en el MWC no va a haber ningún procesador de 2017? No se lo cree nadie… Que clase de imagen daría Qualcomm? Va a haber al menos media docena de teléfonos que lleven ese procesador en el primer trimestre.