Sony, proveedora habitual de los sensores de cámaras para los smartphones de su marca y también de otras, anuncia un nuevo sensor con el que quiere fulminar el tope actual y lograr la cámara de móvil más potente del mercado. Así es el sensor Sony IMX586 de 48 megapíxeles, capaz de grabar vídeo en resolución 4K a 90 frames por segundo.

Buscando siempre tener su propia identidad en el concurrido y abarrotado mercado de los smartphones, uno de los elementos que siempre han definido los teléfonos móviles de Sony ha sido su cámara. Una cámara con componentes de gran calidad que se ha convertido en una seña propia de un teléfono Sony. De hecho, la compañía nipona tiene tanta buena mano en este apartado que es habitual ver sus sensores fotográficos Sony IMX montados en otras marcas de terminales como Xiaomi, BQ, Motorola, Samsung o Meizu o Huawei. Y con el último anuncio, esta presencia en uno de los componentes clave de los smartphones actuales promete aumentar aún más.

Demo del sensor Sony IMX586

Una demostración de la resolución del sensor Sony IMX586

Sony IMX586 48MP

En un panorama actual en el que ya estamos viendo smartphones con triple cámara -el Huawei P20 Pro sin ir más lejos, actualmente la mejor cámara de móvil del mercado-, Sony quiere seguir en su posición destacada y para ello ha presentado su nuevo sensor Sony IMX586, capaz de alcanzar la locura de hasta 48 megapíxeles de resolución. ¿Cómo ha logrado semejante cifra? Pues reduciendo el tamaño por pixel hasta los 0,8 micrómetros, algo que no suelen hacer otros fabricantes porque entraña un problema grave en la cámara del terminal: perjudica los resultados de una imagen a la hora de sacar una fotografía nocturna o en entornos en los que la luz es un problema.

De principio parece una apuesta muy arriesgada, ya que uno de los campos en los que más se esfuerzan los fabricantes es en conseguir que sus móviles saquen buenas fotos de noche. Es por ello que Sony ha implementado adicionalmente en su IMX586 Quad Bayer, una tecnología que permite reconvertir los píxeles en grupos de 4 y por tanto lograr un sensor de 12 Mpx con píxeles de 1,6 μm, lo que en teoría subsana el problema de las fotos con escasa luz.

Cómo el sensor IMX586 puede agrupar los píxeles de 4 en 4

También vídeo a 4K y 90fps

Dadas las nuevas resoluciones, el Sony IMX586 permite grabar vídeo Full HD a 240 frames por segundo, y en HD Ready (720p) a 480fps, además de poder grabar en 4K a 90 fps. Eso sí, parece que el modo cámara lenta de 960 frames que vemos en otros sensores Sony se ha quedado fuera. Sea como fuere, esta cámara de 48 Mpx no la veremos implementada de forma general en los smartphones hasta mínimo 2019, ya que Sony no la distribuirá hasta septiembre, por lo que será complicado ver el Sony IMX586 en los móviles que nos llegarán en el último trimestre de este año.