En un futuro no muy lejano la Inteligencia Artificial (IA) lo será casi todo en tecnología y, sin ella, no tendrá mucho sentido los nuevos dispositivos. Un segmento donde esto es evidente es en el del motor, que con la llegada de los coches autónomos darán uso completo a esta. Pues bien, Apple quiere y estará presente según ha confirmado Tim Cook, CEO de la compañía.

En una entrevista que concedió el directivo cuando la conferencia para desarrolladores de Apple estaba produciéndose, donde iOS 11 fue anunciado (así como su altavoz inteligente), este ha confirmado que la compañía está trabajando en un sistema de conducción autónoma del que, incluso, ya se han realizado algunas pruebas en condiciones reales. De la misma manera, y al menos por el momento, se ha descartado que los de Cupertino pongan en el mercado su propio coche. Una pena para más de uno.

En el sistema en el que está trabajado Apple, se incluirán desde herramientas de aprendizaje; opciones de visión mediante cámaras; y, como no, los denominados sistemas LIDAR (que permiten, mediante el uso del láser, medir distancias, encontrar objetos y establecer terrenos para ser procesados). Un detalle importante de este desarrollo -que tiene por ahora el hombre Proyecto Titán-, es que estaría disponible en 2019. Por lo tanto, no queda mucho para que “la madre de todos los proyectos de IA” según el propio Cook, sea una realidad.

Interés en los coches eléctricos de Apple

En una parte de la entrevista a Tim Cook, este ha indicado que los coches eléctricos le parecen una excelente idea y, aunque no ha dicho nada de su trabajo al respecto, sí que ha dejado un comentario interesante: “una experiencia maravillosa no detenerse en la estación de servicio”. Quizá, si se deciden en Apple en dar el paso de crear su propio coche autónomo en un futuro, este sea eléctrico y compitan con la compañía de Elon Musk Tesla (aunque esta, por el momento y a la espera de la llegada del Model 3, les lleva bastante ventaja).

Imagen del coche autónomo de Apple

El caso es que, una vez que Apple mandó sus planes para cerrar servicios para los coches autónomos en el año 2016 (mediante el envío de una carta a la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico), ahora es el propio Tim Cook el que confirma que el desarrollo es una realidad y que est idea es una de las que más interés está despertando en Cupertino. Por lo tanto, en un tiempo que esperamos que no sea muy largo, podamos ver qué es lo que ofrece Apple para el segmento del motor y, especialmente, si la compatibilidad que ofrece es amplia -ya que esto resulta clave para una implementación lo más grande posible-.