Los que tienen una mascota saben que, de vez en cuando, a estas les da por darse algún paseo “no controlado” que, siempre, pone de los nervios al dueño. Dos claros ejemplos son los gatos y los perros. Y, por lo tanto, disponer de una accesorio que permite tener a estas bien localizadas es una opción que todos valoran antes o después. Pues bien, Pod 3 puede ser la respuesta definitiva.

La tercera generación de este producto llega con novedades que la hacen más recomendable que nunca. Aparte de ofrecer la opción de realizar seguimiento GPS, algo que no es el único accesorio de este tipo que lo ofrece, lo que llama la atención de Pod 3 es la posibilidad de utilizar pequeños módulos adicionales para aumentar su utilidad. Y, lo cierto, es que se consigue ya que hay bastantes disponibles y con funcionalidades de los más variadas.

Así, por ejemplo, es posible añadir al diseño de Pod 3 (que ahora es más pequeño y ligero) posibilidades como una batería adicional que le permite aumentar su autonomía por más de dos semanas y, también, incluir un elemento de luz estroboscópica para poder conocer el lugar exacto en el que está la mascota cuando no hay luz. Aparte, existen otras opciones como un módulo USB para conectar el accesorio a todo tipo de dispositivos e, incluso, un elemento que emite ultrasonidos -de alta frecuencia- para poder espantar posibles peligros en caso de pérdida.

Otras curiosidades de Pod 3

Lo cierto es que por defecto, el accesorio incluye una buena cantidad de opciones que no se deben dejar de comentar y que convierten a Pod 3 en un dispositivo que todo propietario de una mascota quiere . Así, por ejemplo, en esta nueva versión se incluye conectividad WiFi y de datos (3G), lo que asegura una ubicación concreta y precisa incluso en interiores utilizando la aplicación para iOS y Android que orece (sin olvidar que esto incluso posibilita realizar un rastreo en fuera de las fronteras del país en el que se está).

Características de Pod 3

Aparte, Pod 3 incluye resistencia a los golpes -lo que resulta ideal- y es impermeable, algo que está bien pensado ya que el uso en exteriores es más que habitual. Aparte, su enganche es compatible con las práctica totalidad de los collares utilizados con mascotas y la autonomía que ofrece por defecto el accesorio es de cinco días (mediante el uso de una batería recargable). Si se desea conseguir no de estos accesorios, se debe acceder a la página de Kickstarter en al que está disponible desde 99 dólares, lo que supone unos 93 euros al cambio. La financiación del proyecto ya se ha conseguido.