Cuando en el año 2012 Elon Musk habló de ciertas tecnologías asociadas con el uso de túneles de vacío, no eran muchos los que pensaban que estas podían llegar a buen puerto. Pero el tiempo ha ido avanzando y el escepticismo inicial ha pasado. Ahora parece cada vez es más factible que se puedan utilizar para realizar viajes en tubos que las den uso. Evidentemente hablamos de Hyperloop, de la que hay nuevas e interesantes noticias.

Estas no son otras que se ha anunciado que las primeras pruebas con elementos de unas dimensiones reales, y no las que por el momento se habían conocido -de una escala muy reducida-, han sido un éxito. El caso, es que Hyperloop One ha indicado que en un tubo de 500 metros se han conseguido realizar envíos en tubo de vacío en los que el resultados final ha sido bastante satisfactorio. Es decir, que se avanza poco a poco… pero sin pausa. Los test se han realizado en el desierto de Nevada.

La propia compañía ha indicado que, definitivamente, la creación de espacios magnéticos con los que conseguir que los elementos que van por dentro del tubo “leviten” se ha demostrado que no es precisamente un problema como algunos argumentan. Y, por lo tanto, este paso del desarrollo de Hyperloop no es insalvable como algunos pronosticaban. La verdad, es que resulta casi increíble lo que se está consiguiendo.

Imagen del tubo utilizado por Hyperloop One

Ya se tiene en mente varias rutas en EEUU

Pues esto es algo que resulta interesante, ya que la propia compañía Hyperloop One ha indicado que se tiene en mente la creación de, al menos, once potenciales rutas que buscarían dar soporte a las compañías y personas que desean abandonar los núcleos urbanos más concurridos. De esta forma, se podría ir a otros lugares más baratos y menos masificados. Algunos ejemplos son los que conectaría Las Vegas con Reno (en unos 42 minutos) y, también, el que haga lo proio entre Chicago y Columbus -en este caso el tiempo sería de sólo 29 minutos-. Unas marcas que casi asustan.

Tubos en los que trabaja Hyperloop One

Y, todo esto, se conseguiría ya que en los tubos en vacío en el que transitarían las vainas con personas o mercancías en su interior -seguro que Jeff Bezos toma buena nota de esto para Amazon- se pueden mantener velocidades medias de 970 Km/h (con picos máximos de hasta 1.200 kilómetros por hora). Bien es cierto que se tiene mucho trabajo por delante para que Hyperloop sea una realidad palpable, pero se avanza más rápido de los esperado y veremos si se consigue romper el miedo inicial que muchos pueden tener por ir encerrado en el viaje correspondiente.