Es posible que tengas instalada una gran colección de extensiones en el navegador Google Chrome y, quizá, algunas de ellas no sea todo lo efectiva que esperabas -y por ello deseas quitarla-. Si no sabes cómo conseguir esto, te contamos cómo lograrlo de forma eficiente y sin peligro en el desarrollo de la compañías de Mountain View.

La verdad es que la llega de las extensiones hace un tiempo generó algunas dudas en los usuarios, que poco a poco fueron desapareciendo debido a que la utilidad de muchas de ellas es excelente (eso sí, su uso aumentan el consumo de RAM en el ordenador, algo que es un hándicap para algunos). El caso, es que existen dos sistemas sencillos de quitar este tipo de opciones en Google Chrome, y nosotros vamos a explicar cómo utilizar ambas opciones sin cometer fallos.

Cómo instalar extensiones en Google Chrome de forma manual

Pasos rápidos para eliminar una extensión en Google Chrome

Esta es la primera posibilidad y, lo cierto, es que es una excelente forma de conseguir el objetivo de este artículo sin excesivas complicaciones -y con una efectividad y seguridad muy altas-. Eso sí, se debe tener habilitada la barra de extensiones en Google Chrome (algo que se hace en la Configuración del desarrollo).

Logo de Chrome

Una vez que esto es así, podrás ver una sucesión de iconos representativos de las extensiones instaladas en Google Chrome. Pues bien, simplemente lo que tienes que hacer es pulsar con el botón derecho del ratón en el icono de la extensión que deses eliminar y, en el menú desplegable que aparece, seleccionar la opción Desinstalar de Chrome. Así de sencillo es todo.

Gestión completa de las extensiones de Google Chrome

Para dar uso a este proceso lo que hay que hacer es acceder al apartados Mas herramientas que aparece al pulsar en el icono con tres puntos verticales que hay en la interfaz de Google Chrome (concretamente en la parte superior derecha). Ahora selecciona Extensiones.

Gestión de extensiones en Google Chrome

Se abre una nueva pestaña en la que se ve cada una de las opciones que tienes instaladas en el navegador. Ahora, puedes deshabilitar la deseada dando uso al deslizador de su tarjeta correspondiente o, en su defecto, quitarla de Google Chrome dando uso a la opción Eliminar. Lo bueno de este proceso es que es mucho más claro y se repasa con exactitud cada desarrollo instalado. Por cierto, debes aceptar en la ventana de confirmación que aparece en cada caso. Así de sencillo es deshacerte de elementos que no ofrecen el funcionamiento deseado en el navegador de la compañía de Mountain View.

Añade reconocimiento de voz a Google Chrome