Estamos ente el modelo UMIDIGI Z PRO, un terminal que estrena las pruebas de la nueva nomenclatura de la marca antes conocida como UMi. El caso, es que ya tenemos los resultados de su análisis y, como es habitual en Topes de Gama, procedemos a contaros las sensaciones que nos ha dejado este dispositivo que ofrece un acabado global bastante interesante (con sus cosas buenas y malas, claro).

Una de las cosas que nos han llamado la atención de este UMIDIGI Z PRO es lo bien balanceado que está en líneas generales. No ofrece muchas fisuras en los apartados básicos que se suelen revisar de un smartphone con Android. Así, por ejemplo, no le falta un lector de huellas bastante decente, que se integra en un botón Home frontal (que se acompaña de otros dos táctiles que no tienen retroiluminación… con lo poco que le gusta esto a Jaume). Además, hay que destacar que, esta vez sí, el dispositivo llega con una cámara dual en su parte posterior… de la que os hablaremos más adelante.

UMIDIGI Z PRO en uso

En lo que tiene que ver con el sistema operativo -que no incluye apenas bloatware y que ofrece una experiencia bastante positiva en lo que tiene que ver con conocer el desarrollo de Google “puro”-, el UMIDIGI Z PRO incluye Marshmallow, que no es precisamente el mejor de los detalles de este modelo en los tiempos que corren donde lo normal -y que ya exigimos- es que se disponga de Nougat.

Algo grande, pero buen diseño del UMIDIGI Z PRO

Este modelo llega con un diseño tipo unibody de aleación de aluminio, por lo que no es posible acceder a la batería interna que incluye pero, eso sí, le dota de un aspecto uniforme que le hace atractivo a simple vista. Con bordes bien cuidados y botones hardware muy accesibles (todos en un mismo lateral, el derecho), la verdad es que la ergonomía es bastante buena.

En la parte superior está el puerto de auriculares, y en la inferior el USB tipo C, que le permite estar bien adaptado a los tiempos que corren. El peso es algo elevado, 175 gramos, por lo que esto se deja notar en el uso cotidiano si se compara con otros modelos que hemos probado. En cuanto a las dimensiones, aunque ciertamente lógicas para un terminal de gama media con un panel por encima de las 5,2 pulgadas-, no dejan de parecernos un poco elevadas cuando se sujeta el UMIDIGI Z PRO al hablar por teléfono, por poner un ejemplo.

Detalle del UMIDIGI Z PRO

En la parte inferior es donde está el altavoz que es cumplidor, pero que no es especialmente destacable. Los marco frontales son correctos, con un aprovechamiento de la pantalla por encima del 70%. Y, la verdad, es que no desentona en especial el UMIDIGI Z PRO en lo que tiene que ver con el diseño, pero tampoco es que sea lo más atractivo que es posible conseguir ahora mismo en la gama media.

En el hardware, completo el UMIDIGI Z PRO

Aquí nos ha llamado la atención que el terminal llega con un procesador de diez núcleos, concretamente un Helio X27 de MediaTek. En el interior de este componente hay una capaz GPU mali-T880, que se acompaña con 4 GB de RAM. Esto, en conjunto, hace que la experiencia de uso que conseguimos con el UMIDIGI Z PRO sea realmente buena, y que se tenga la sensación de que es posible ejecutar todas las aplicaciones actuales -juegos incluidos-. Bien aquí el smartphone.

Ehjecución de juego con el UMIDIGI Z PRO

La pantalla de 5,5 pulgadas (IPS) con resolución Full HD está un poco por encima de la media habitual de los modelos considerados como chinos y, esto, se debe a que la elección de Sharp como fabricante. Así, se ofrece un buena acabado en lo que tiene que ver con la gestión del color y, además, su brillo es bastante destacable. Por cierto, que no desentona para nada en la conectividad el UMIDIGI Z PRO, ya que tiene de todo… menos de NFC, y en el rango de precio que tiene este producto hace que este detalle no sea muy positivo.

Para finalizar este apartado, hay que comentar que la batería tiene un amperaje de 3.780 mAh con carga rápida. Esta permite superar el día de autonomía sin especiales problemas, por lo que hablamos de un terminal que cumple sobradamente en la autonomía. No debemos olvidar que el almacenamiento es de 32 GB ampliable mediante el uso de tarjetas microSD de hasta 256 “gigas”.

Detalles finales del UMIDIGI Z PRO

La cámara dual del dispositivo es de 13 megapíxeles para cada uno de los dos sensores disponibles -firmados por Sony-. Ofrece un buen comportamiento, incluso mejor de lo esperado, pero no es para volverse loco. No perfila del todo mal, y los colores no están mal representados incluso al realizar desenfoques. Este elemento permite realizar grabaciones a 4K y aprovecha debidamente la aplicación de la cámara (que tiene el Modo Pro). El selfie cuenta con13 Mpx también y, lo cierto, es que funciona bastante bien.

This slideshow requires JavaScript.

Todo lo comentado se une en un modelo que no está mal, que ofrece bastantes detalles que le hacen diferente y que tiene un precio de 273 euros, lo que no es una barbaridad… pero tampoco es el modelo que llega desde Asia que resulta más económico.

UMIDIGI Z PRO
Diseño70%
Pantalla76%
Rendimiento77%
Cámara74%
Autonomía76%
Precio70%
Lo Mejor
  • Buen hardware
  • Pantalla de calidad
  • Cámara interesante
Lo Peor
  • No llega con Nougat
  • Algo pesado y grande
  • No incluye NFC
74%Puntuación global
Puntuación de los lectores: (18 Votos)
69%
  • puteton

    estaba por comprarlo pero opté por el xiaomi redmi note 4x color negro, (tengo un xiaomi mi5s), pero el otro sería como para “dominguear”, nadie había hecho una review en español y por fín la hicieron ustedes (aunque tarde porque ya compré otro smartphone)