Hemos probado el UMiDIGI S, un terminal que llega con un precio que es bastante atractivo y que, por ello, merece la pena conocer qué es lo que ofrece en lo que tiene que ver con el diseño y el hardware. Os contamos las impresiones que nos ha dejado al darle uso en el día a día.

Con sistema operativo Android Nougat -con una personalización muy marcada que no nos ha gustado nada-, este modelo no se debe pensar que llega para competir con los más potentes del mercado. La idea es que quien se decida por la compra de un UMiDIGI S consiga un dispositivo adecuado, que funciona bien y que le solventará las acciones habituales sin excesivos inconvenientes. Pero, eso sí, este smartphone no está exento de alguna sorpresa.

Uso del teléfono UMiDIGI S

El exterior del UMiDIGI S

Con menos de 8 milímetros de ancho y un peso de 167 gramos, el UMiDIGI S es un modelo al que no le falta el metal como el material elegido para su construcción. Estéticamente creemos que es un modelo que resulta los suficientemente atractivo y ergonómico, por lo que se he hecho un trabajo más que correcto.

A este modelo no le falta el lector de huellas integrado, por lo que se tiene esta opción de seguridad para darle uso (está en el frontal, en un botón activo que se puede utilizar de forma habitual). Es rápido, pero sin locuras. Por cierto, que la mayoría de las conexiones están en la parte baja del UMiDIGI S, como por ejemplo la toma de auriculares y el puerto USB tipo C, sí este modelo la incluye.

En la trasera se ve uno de los detalles llamativos del smartphone: su cámara dual con una disposición curiosa en vertical. Y con esto todo lo que se debe conocer del diseño del UMiDIGI S, un modelo espartano que no ofrece grandes opciones llamativas pero que cumple, incluso, en el agarre.

Imagen posterior del UMiDIGI S

Hardware del UMiDIGI S

El procesador integrado en el UMiDIGI S es un modelo MediaTek P20 de ocho núcleos que en su interior incluye una GPU Mali-T880 (que, la verdad, es que no está nada mal). A esto le acompañan 4 GB de RAM y 64 gigas de almacenamiento interno ampliable. El caso, es que, a la hora de ejecutar aplicaciones, hemos tenido una experiencia de uso bastante correcta, sin conseguir un efecto wow pero, la verdad, es que casi todo lo que hemos realizado se ejecuta con solvencia… pero con algún problema puntual en forma de “lag”.

Juego ejecutándose en UMiDIGI S

La carga de la batería del UMiDIGI S es de 4.000 mAh, una marca excelente todo hay que decirlo -y con opción de utilizar tecnología de recarga rápida Pump Express propia de MediaTek-. La conectividad es amplia, con Bluetooth 4.1, GPS, radio FM y…. ¡no! si buscas NFC no lo encontrarás en este terminal. Nada de pago móviles, es lo que hay.

La pantalla del terminal es de 5,5 pulgadas y la resolución es de 1080p. El panel es tipo IPS con tecnología IGZO de Sharp, que mejora cómo se muestran los colores y, en especial, los negros. Buena gestión energética y que se ve bastante bien. Nos ha gustado. No le falta, por cierto, protección Gorilla Glass 4 y acabado 2.5D.

Cámara del UMiDIGI S

Como hemos indicado el dispositivo incluye una cámara principal con dos sensores: 13 y 5 megapíxeles cada una de ellas. La experiencia de uso es buena, pero los resultados no lo son tanto, ya que en lo que tiene que ver con la fotografía tradicional estos son pobres en líneas generales. Y cuando se utilizan los dos elementos para el desenfoque, no mejoran las cosas. No nos ha gustado, pese a grabar a 4K.

This slideshow requires JavaScript.

En lo que tiene que ver con la frontal, tampoco especialmente bien… La fotografía en el UMiDIGI S deja bastante que desear. La aplicación, creemos que es bastante correcta.

UMiDIGI S
Diseño70%
Pantalla74%
Rendimiento64%
Cámara54%
Autonomía76%
Precio80%
Lo Mejor
  • Pantalla de calidad
  • 64 GB de almacenamiento
  • Gran autonomía
Lo Peor
  • Cámara de baja calidad
  • Software muy personalizado
  • Rendimiento inferior del esperado
70%Puntuación global
Puntuación de los lectores: (1 Voto)
72%