La gama alta tiene un nuevo inquilino, y este no es otro que el Huawei P9. Este dispositivo llega para dar el salto de calidad definitivo de la compañía China para que compita de tú a tú con el resto de modelos que ofrecen los fabricantes Android. Y, lo cierto, es que los avances que incluye el terminal confirman que la dirección del fabricante es la correcta.

Ya con el P8 Huawei mostró que estaba ante un proceso evolutivo importante para ser ofrecer modelos que se puede considerar un tope de gama, y con el dispositivo que hemos probado esto se ha confirmado esto completamente. Y es que en casi todos los apartados que conforman un smartphone se incluyen novedades y detalles que son destacables aunque, como es lógico, siempre hay algunos pequeños detalles que dejan la puerta abierta a la evolución. Por cierto, que se han puesto en juego variantes de este modelo que hemos probado en Topes de Gama.

Imagen trasera del Huawei P9

Antes de nada, hay que comentar que el sistem operativo con el que llega el Huawei P9 al mercado es Android Marshmallow. Una buena opción y, además, se tiene confirmada la actualización a Nougat. La capa de personalización es EMUI, que no está mal y que ciertamente mejora, pero que sigue siendo una de las que tiene mayor presencia a la hora de modificar el trabajo de Google y hace que algunos procesos sean distintos. Se adora o se odia por partes iguales, según sea cada uno.

EMUI en el Huawei P9

Diseño: el Huawei P9 es bonito

Este modelo confirma la mejora en el diseño que la compañía China ha dado en los últimos tiempos. Acabado en metal y con una grosor de sólo 7 milímetros (el peso se queda en 144 gramos), lo cierto es que el atractivo del Huawei P9 es innegable. No se agarra mal, además, pero ciertamente se puede escurrir un poco en la mano debido a su acabado.

Disponible en varios colores, no falta el Rose Gold, el dispositivo no tiene nada extraño en su configuración y la localización de cada uno de sus elementos. Y, lo cierto, es que se tiene un sensación de estar ante un modelo Premium desde el minuto cero. Muy bien aquí la compañía asiática que, por cierto, no se ha olvidado de incluir un lector de huellas en la parte posterior, bastante centrado, y que es rapidísimo -además, permite reconocer gestos-. Esto, una vez que te acostumbras, es un excelente detalle.

Uso del Huawei P9

En la parte baja destaca el puerto USB tipo C, por lo que se sigue la tendencia del mercado (en especial el de gama alta) y, lo cierto, es que todo está bien dimensionado y estructurado en el Huawei P9. La verdad es que este es uno de los modelos más bonitos del mercado, quizá no tanto como otros que pueden llamar algo más la atención, pero claramente el diseño de este teléfono de gama alta es de lo mejor que puedes encontrar -ya que incluso los arcos de la pantalla son contenidos-. Por cierto, la ergonomía bastante buena debido a las redondeces que ofrece.

Lateral del Huawei P9

Hardware propio, y nada que objetar en el Huawei P9

Si se quiere ser parte de la gama alta y tener opciones de estar con los mejores, los componentes que se deben incluir deben ser muy bueno o, en su defecto, excelentes. Esto lo ha conseguido el fabricante con el Huawei P9, que ofrece una potencia que no admite duda alguna, aunque hay algunos detalles que se deben tener en cuenta. Sea como fuere, utilizar el dispositivo es un verdadero gustazo.

El procesador que se incluye en el Huawei P9 es un Kirin 955 de ocho núcleos que se ha fabricado con tecnología de 16 nanómetros y que es un diseño propio de la compañía China. Su rendimiento es realmente bueno, muy bueno, pero la GPU Mali-T880 no llega a los niveles de las mejores Adreno -y por ello la tasa de frames es algo inferior-. Eso si, esto no significa que los juegos vayan mal, ni muchísimo menos. La RAM, en dos variantes: 3 o 4 GB. Es decir, todo como debe ser.

Jugar con el Huawei P9

El almacenamiento interno también llega en dos variantes (32 o 64 GB, que estará disponible dependiendo de cada región) y, además, no falta opción para utilizar tarjetas microSD -se da uso para ello uno de los dos huecos de la bandeja lateral-. La batería, esta vez sí, da el paso necesario en el Huawei P9 ya que alcanza los 3.000 mAh. Con un uso sensato llegar al final del día es completamente posible. Se dispone de opciones de ahorro y, la verdad, es que la mejora que se ha conseguido es muy grande con el paso del tiempo y nuevos modelos. Hay carga rápida, propia de Huawei, que sin ser excelente es lo suficientemente buena para ser efectiva.

La pantalla del Huawei P9 es de 5,2 pulgadas, unas dimensiones muy sensatas y cómodas de manipular. El panel es tipo IPS de buena calidad, pero que se queda un paso por debajo de lo que ofrecen otros fabricantes. La razón para ello es que se queda en una resolución de 1080p (esto favorece al consumo, evidentemente). Además,  en algunos momentos se aprecia algo de palidez en las imágenes que muestra.

Pantalla del Huawei P9

Cámara no…un “camarón” en el Huawei P9

Pues este es uno de los saltos evolutivos más impresionantes del Huawei P9 y, por ello, el fabricante ha hecho mucho foco en él. Para empezar se ha asociado con Leica (que no se casa con cualquiera) y, adicionalmente, se dispone de dos sensores que trabajan en paralelo de 12 megapíxeles -uno para el color y el otro para las imágenes en blanco y negro-. El resultado de la combinación es excelente, con fotografías con colores vivos en todas las situaciones, incluso con poca luz, y lo cierto es que poco se puede decir negativo de este modelo… quizá la ausencia de estabilización y que graba a 1080p.

Aplicación cámara del Huawei P9

Se dispone de enfoque láser, lo que permite a la cámara del Huawei P9 ser de las más rápidas del mercado, y además tiene PDAF, lo que corrige ciertos aspectos. Pero, lo cierto, es que el salto de calidad que se ha dado es excelente y, ahora, se puede decir que este terminal sí que compite con los mejore,s y por derecho propio. Por cierto, la cámara frontal del teléfono es de 8 Mpx y permite realizar una selfies realmente bueno, muy buenos.

La conectividad no tiene problema alguno, ya que no le falta de todo lo necesario para sacar partido al Huawei P9, como por ejemplo NFC o WiFi+, que gestiona de forma acertado el cambio entre redes o la propia a datos 4G. Eso sí, nada de radio FM. El precio de venta inicial del teléfono es de 599 euros, lo que no está nada mal para un modelo de gama alta y, además, ofreciendo lo que ofrece.

Huawei P9
Diseño90%
Pantalla85%
Rendimiento90%
Cámara90%
Autonomía85%
Precio84%
Lo Mejor
  • Diseño atractivo
  • Fotos muy buenas
  • Buen rendimeinto
Lo Peor
  • Pantalla de poca resolución para la gama alta
  • EMUI es mejorable
87%Puntuación global
Puntuación de los lectores: (36 Votos)
66%
  • diego nicolas

    Pues a mi no me gusta nada. Prefiero el lector detras, prefiero el diseño sin nada de notch, como samsung.

  • Tabike

    Tiene muy buena pinta, lo malo que veo de este modelo es que vamos a perder el sonido estereo y EMUI por supuesto. Por lo demás lo veo como uno de los terminales mas completos del mercado.